El diputado de Más Madrid, Iñigo Errejón. / ep

Íñigo Errejón, a juicio por un presunto delito leve de maltrato

La juez rebaja la investigación y no eleva la causa al Supremo al no ver acreditada la agresión denunciada

María Eugenia Alonso
MARÍA EUGENIA ALONSO Madrid

Íñigo Errejón tendrá que afrontar un juicio rápido por la presunta patada propinada a un hombre que le pidió una foto el pasado mes de mayo. La titular del Juzgado de Instrucción número 16 de Madrid, Margarita Valcarce, considera los hechos delito leve al no ver acreditada la agresión denunciada y acuerda abrir vista oral para determinar su culpabilidad.

La magistrada apoya su decisión en el informe forense que pone de manifiesto que «no se considera acreditada la existencia de lesiones traumáticas agudas derivadas de la agresión física». Según expuso el denunciante, el líder de Más País le habría propinado una patada en la zona abdominal tras negarse el político a realizarse un selfi con él y sin que éste, según su versión, corroborada por un testigo, le insultara o provocara.

En el auto, sobre el que cabe recurso y que adelantó 'OkDiario', no se especifica la fecha en la que se celebrará la vista. En todo caso, ésta tendrá lugar en los juzgados de Plaza de Castilla y no en el Tribunal Supremo al tratarse de un delito leve y no verse afectada la condición de aforado de la que goza Errejón como diputado del Congreso.

El exfundador de Podemos negó la agresión después de que se hiciese pública la denuncia y tachó la acusación de «absolutamente falsa». Errejón aseguró, además, que el denunciante sí le dirigió insultos cuando se negó a tomarse una fotografía juntos.