La vicepresidenta del Gobierno y ministra de Presidencia, Relaciones con las Cortes y Memoria Democrática, Carmen Calvo / EP

El Gobierno cierra el paso a que el Rey comparezca en el Congreso

Los independentistas quieren que el jefe del Estado explique «los escándalos» de la Familia Real

Ramón Gorriarán
RAMÓN GORRIARÁN Madrid

El Gobierno no va a permitir que Felipe VI acuda al Congreso a rendir cuentas por «los escándalos» que afectan a su familia. La solicitud la han presentado hoy Esquerra, Bildu, Junts per Catalunya, PDeCAT, la CUP, BNG, Compromís y Más País. La vicepresidenta primera ha afirmado que, además de ser «una fantasía de Esquerra», sería «inconstitucional».

Carmen Calvo ha explicado que el jefe del Estado es una figura «neutral» en términos políticos y, por tanto, «ni puede ni debe» ser fiscalizado por el Poder Legislativo. Es, ha añadido, «un símbolo de la unidad del Estado».

Las ocho fuerzas políticas que firman la solicitud consideran que «ante la gravedad» de los hechos conocidos «en las últimas horas, días, meses y años» relacionados con miembros de la Corona. Uno de los asuntos que debería explicar el Rey, según la nota emitida por los solicitantes, sería la salida de España de su padre para instalarse en Emiratos Árabes, así como las dos regularizaciones fiscales presentadas por su abogado ante la Agencia Tributaria.

Responsabilidad del Rey

La Constitución establece en su artículo 56 que «la persona del Rey no está sujeta a responsabilidad», y en el 64, que «de los actos del Rey serán responsables las personas que los refrenden». Pero en este caso, Felipe VI no puede ser responsable porque los actos que se pretende fiscalizar son obra de su padre.

Esquerra, Bildu, Junts per Catalunya, PDeCAT, la CUP, BNG, Compromís y Más País también quieren que comparezca en la Cámara Pedro Sánchez para «dar cuenta del papel del Gobierno en los mismos escándalos».

La solicitud, en ambas vertientes, será, por tanto, rechazada en la Mesa del Congreso, como lo han sido y serán las peticiones que han presentado los mismos grupos para que miembros del Gobierno expliquen las actuaciones del rey emérito, así como la creación de comisiones de investigación.