Dos menores en las naves del Tarajal / EFE

Denuncian la expulsión de dos menores cuya repatriación suspendió un juzgado de Ceuta

El caso de estos dos chicos, junto al de otros diez, consiguió paralizar las devoluciones el pasado mes de agosto

Javier Arias Lomo
JAVIER ARIAS LOMO

Cinco ONG que asisten a menores extranjeros no acompañados han denunciado la supuesta expulsión «sumaria e ilegal» a Marruecos de dos jóvenes de 15 y 16 años.

Ambos formaron parte de la avalancha de más de 10.000 migrantes marroquíes que cruzaron a Ceuta el pasado agosto y cuya devolución al país vecino paralizó un juzgado de la ciudad autónoma. Tras ello, muchos esperaban la oportunidad para entrar en la Península de polizones en un ferri.

La Fiscalía ha acordado abrir una investigación para esclarecer unos hechos que las ONG consideran «especialmente graves». En primer lugar, por incumplir el procedimiento establecido en la ley para la repatriación de estos menores, y en segundo, por desobedecer el auto judicial que forzó al Gobierno y al Ejecutivo ceutí a dar marcha atrás en el retorno sin garantías de varios centenares de niños. Aseguran que España incurre con ello en un «grave desacato».

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, ha defendido a las fuerzas de seguridad del Estado y ha garantizado que «cumplen siempre la ley» en materia migratoria, mientras que la propia Guardia Civil ha negado tener constancia de la expulsión. Únicamente ha dicho haber interceptado a tres adultos a nado en la playa del Tarajal (Ceuta) el mismo día.

Andalucía Acoge, Coordinadora de Barrios, No Name Kitchen, Maakum y Fundación Raíces, las organizaciones denunciantes, aseguran que la devolución se produjo el 28 de noviembre, cuando los menores estaban en el puerto de Ceuta junto a un amigo intentando subir como polizones al barco de la compañía Trasmediterránea.

Según su versión, ambos fueron trasladados a una comisaría en la que también se produjeron varias irregularidades antes de ser devueltos a Marruecos, como no tener intérprete o representante legal.