Borrar
Urgente Retenciones tras un accidente en la rotonda del Julio Luengo
La ministra Margarita Robles y el JEMAD, almirante general Teodoro López Calderón, durante la videoconferencia con los responsables de la misión de la ONU en Líbano. EFE
El contingente español en Líbano se refugió 18 horas en búnkeres por la lluvia de cohetes

El contingente español en Líbano se refugió 18 horas en búnkeres por la lluvia de cohetes

El cruce de proyectiles en la frontera con Israel activó el Jueves Santo el protocolo de seguridad para poner a resguardo a los 670 militares destacados en la misión de pacificación de la ONU

Mateo Balín

Madrid

Martes, 11 de abril 2023, 14:55

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

La intensificación en los últimos días de las escaramuzas entre Israel, por una parte, y las milicias de Hezbolá y Hamás en Líbano y Gaza, del otro lado, mantienen en alerta a los integrantes de la misión de pacificación de la ONU en la frontera entre ambos países.

La ministra de Defensa, Margarita Robles, y el Jefe del Estado Mayor de la Defensa (JEMAD), almirante general Teodoro López Calderón, han celebrado este martes un encuentro por videoconferencia con el contingente español destacado en Líbano, dentro de la misión UNIFIL, para interesarse por los incidentes ocurridos en los pasados días de Semana Santa, coincidiendo además con el Ramadán.

La relevancia del papel del Ejército en esta operación internacional se traduce en que, en la actualidad, un general español, Aroldo Lázaro, dirige a los 10.000 soldados de 45 países. Sin embargo, en el encuentro de esta mañana Robles y el JEMAD hablaron con el general de brigada Melchor Marín, jefe de la Brigada Multinacional del Sector Este, por la situación de las tropas y por cómo vivieron las 18 horas que tuvieron que pasar dentro de los refugios de la base Miguel de Cervantes, que cuenta con 21 búnkeres con capacidad para 2.000 personas.

El general Marín, al mando de los 670 militares españoles de la Brigada Rey Alfonso XIII de la Legión, integrados en la Brigada Multinacional, ha señalado a Robles que la situación «en estos momentos es estable y en calma» y «la moral del contingente es alta». Ha explicado cómo ocurrieron los ataques del pasado 6 de abril, Jueves Santo, con el lanzamiento de aproximadamente 30 proyectiles, algunos cohetes, desde Gaza y el sur del Líbano hacia Israel, cinco de los cuales alcanzaron objetivos y causaron dos heridos leves, desencadenando una respuesta israelí con bombardeos sobre posiciones en la Franja de Gaza.

La reacción de la Brigada Multinacional del general Marín fue cancelar todas las actividades operativas en las 25 posiciones que controla y ordenar acoger a su personal en los diferentes refugios, lo que se hizo «en pocos minutos». La ministra ha comentado el hecho significativo de que el mismo Jueves Santo, cuando la rotación vivía uno de sus momentos más tensos, compañeros legionarios estaban en Málaga desfilando con el cristo de Mena.

Reforzar la seguridad

Desde ayer lunes, el mando de UNIFIL ha ordenado incrementar el número de operaciones de disuasión contra futuros lanzamientos de cohetes, en coordinación con las Fuerzas Armadas libanesas, «que son los primeros interesados en que su territorio no sea utilizado para actividades hostiles», ha señalado el jefe de la brigada española.

El general Marín ha explicado que aunque «la situación está estable y en calma» al mismo tiempo «es volátil», y ha recordado estos incidentes se han producido en un «periodo sensible como es el mes de Ramadán», que aún no ha finalizado. «Tenemos grandes profesionales que saben hacer su trabajo», ha remachado Marín, que dirige una fuerza total de 3.500 militares de nueves países, señalando que toda la parte operativa del contingente está muy bien y que ya se han retomado también las actividades logísticas y cívico-militares.

Siguiendo instrucciones del cuartel general de UNIFIL en la localidad libanesa de Naqoura, este lunes comenzaron todas las actividades rutinarias cívico-militares, que básicamente son entrevistas con las personalidades del sector (desde líderes religiosos, civiles hasta docentes y empresarios) que a estas horas «perciben la situación con calma y de alguna manera entienden y aprecian el esfuerzo de la brigada», ha dicho el general.

Por su parte, el jefe de Estado Mayor de la Defensa, almirante general Teodoro López Calderón, ha pedido al contingente «reforzar toda la seguridad ahora y hasta el final del despliegue» de la Legión, previsto para dentro de un mes.

España participa en la misión UNIFIL desde 2006, con el objetivo de mantener la paz y seguridad internacionales y ayudar al Gobierno de Líbano a restablecer su autoridad en la zona. El jefe de la operación es el general de división español Aroldo Lázaro desde febrero de 2022, al frente de unos 10.000 cascos azules de 45 países. El Consejo de Seguridad de Naciones Unidas aprobó el 31 de agosto de 2022, en su resolución 2650, la extensión del mandato durante un año más.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios