El ministro francés de Sanidad, Olivier Véran, durante su comparecencia este miércoles. / AFP

Francia cierra bares y restaurantes en Marsella por el coronavirus

Sanidad anuncia nuevas restricciones en París y otras grandes ciudades francesas para frenar el avance de la covid-19

BEATRIZ JUEZ Paris

El ministro de Sanidad, Olivier Véran, anunció este miércoles el cierre total a partir del sábado y durante 15 días de bares y restaurantes en Marsella y Guadalupe (Antillas) y nuevas restricciones en París y otras grandes ciudades francesas para frenar el avance de la epidemia de la covid-19.

Las autoridades sanitarias consideran a Marsella y Guadalupe zonas de alerta «máxima» de circulación del coronavirus, pues tienen una tasa de incidencia de 250 casos por 100.000 habitantes. El cierre también afectará a todos los establecimientos de Marsella y Guadalupe que reciban público, excepto si tienen «un protocolo sanitario estricto». También cerrarán sus puertas en esas localidades gimnasios y salas de fiestas, pero se mantendrán abiertos los teatros, museos y cines. «Si a pesar de estas medidas, la situación sanitaria se agravara, estos territorios podrían para a un estado de emergencia sanitaria», advirtió Véran.

La alcaldesa de Marsella, Michèle Rubirola, mostró en Twitter «su asombro y enfado» por las medidas anunciadas por el Gobierno francés sin haber consultado antes al ayuntamiento de esta localidad. «Nada en la situación sanitaria justifica este anuncio. No acepto que los marselleses sean víctimas de decisiones políticas que no comprende nadie», añadió Rubirola en esta red social.

París y otras grandes ciudades como, por ejemplo, Lille, Burdeos, Toulouse y Niza, pasan a ser consideradas por las autoridades sanitarias francesas zonas de alerta «reforzada», anunció el ministro en rueda de prensa.  En estas ciudades, los encuentros en espacios públicos, como playas o parques, deberá limitarse a un máximo de 10 personas; se limitarán las aglomeraciones a 1.000 personas; y se prohibirán las fiestas locales y estudiantiles.

Los bares en estas grandes ciudades deberán cerrar sus puertas antes de las diez de la noche. Esta última medida, que seguramente será una de las más controvertidas, entrará en vigor el lunes.

El ministro de Sanidad aseguró que el Gobierno hará todo lo posible para evitar un nuevo confinamiento de la población tanto a nivel nacional como localmente, como ha pasado en Madrid. «No estamos en la situación de la primavera pasada», recordó Véran.

Desde que estalló la crisis sanitaria, 31.459 personas han muerto por coronavirus en Francia, de los que 43 han fallecido en las últimas 24 horas, según el último balance de Santé Publique France, la agencia nacional pública de Sanidad. El número de casos positivos asciende a 481.141 desde el inicio de la epidemia, de ellos 13.072 se han diagnosticado en las últimas 24 horas. La tasa de positividad es del 6,2% en el conjunto del país.

Actualmente hay 1.039 focos de contagio que están siendo investigados por las autoridades sanitarias francesas, 70 más en las últimas 24 horas. De los focos de contagio 189 se han detectado en residencias de ancianos.