El comisario del Presupuesto europeo, Johannes Hahn, el domingo en Bruselas. / EFE

Hungría pide tiempo y promete aplicar las reformas planteadas por la UE

El país trabaja en la lucha contra la corrupción y el fraude para evitar el bloqueo de 7.500 millones de fondos europeos

OLATZ HERNÁNDEZ

Las autoridades húngaras han pedido paciencia al resto de socios de la Unión Europea (UE) y se han comprometido a aplicar las reformas que demanda Bruselas. La ministra de Justicia de Hungría, Judit Varga, ha pedido a los Estados miembros que sean «tolerantes, positivos y constructivos», al tiempo que ha asegurado que el país ya trabaja en la lucha contra la corrupción y el fraude para evitar la suspensión de 7.500 millones de fondos europeos.

«Estamos plenamente comprometidos con la implementación de estas medidas», ha asegurado Varga a su llegada a la reunión de ministros de Asuntos Generales en Bruselas. Sus declaraciones llegan tan solo dos días después de que el Colegio de Comisarios propusiera -por unanimidad- la congelación del 65% de los fondos de tres programas de cohesión al país. La UE teme que la deriva antidemocrática de Budapest fomente corruptelas y fraude en la gestión del presupuesto europeo.

Los Estados miembro tienen un periodo de un mes –prorrogable a tres– para tomar una decisión sobre la suspensión de esos recursos. Se trata de la primera vez que Bruselas aplica el mecanismo de condicionalidad, diseñado para proteger el presupuesto europeo. Con todo, el comisario a cargo del Presupuesto, Johannes Hahn, destacó el domingo que Hungría trabaja «en la buena dirección».

La ministra de Justicia húngara también ha defendido este martes la buena sintonía con el Ejecutivo comunitario durante el verano, lo que ha permitido diseñar 17 medidas «orientadas a remediar las preocupaciones» de Bruselas. Esas reformas incluyen la creación de una autoridad independiente judicial y un organismo para combatir la corrupción, entre otras, y «necesitan tiempo para ser adoptadas», ha insistido Varga, ya que hace falta llevar a cabo cambios legislativos. De este modo, calcula que todo estará listo «a mediados de noviembre».