El presidente polaco, Andrzej Duda, se dirige a la prensa durante su visita a la aldea de Przewodow la semana pasada. / EFE

Humoristas rusos engañan al presidente polaco al hacerse pasar por Macron

La oficina de comunicación de Andrezj Duda reconoce que el mandatario fue víctima de una broma telefónica cuando atendía las llamadas de líderes internacionales tras el impacto de un misil en la localidad de Przewodow

I. UGALDE

El misil que el pasado 15 de noviembre impactó en la localidad polaca de Przewodow y causó la muerte de dos personas desencadenó una oleada de reacciones internacionales. Fueron muchos los líderes mundiales que, a raíz de lo ocurrido, llamaron a las autoridades de Varsovia para expresar su apoyo y condena. Ese contexto fue aprovechado por los humoristas rusos Vladimir Kuznetsov y Alexei Stolyarov, conocidos como Vovan y Lexus, para gastar una broma de mal gusto al presidente polaco, Andrezj Duda, a través de una conversación telefónica en la que se hicieron pasar por el jefe de Estado francés, Emmanuel Macron.

La oficina de comunicación de Duda ha reconocido este martes la existencia de dicha llamada, cuya grabación han publicado en YouTube los humoristas. Durante más de siete minutos, se escucha al presidente hablando en inglés con el falso Macron, que intenta poner acento francés. El líder polaco revela detalles del incidente y asegura que se «precave muchísimo» de culpar a Rusia, pero que Varsovia realizará consultas de seguridad con sus socios de la OTAN.

«Emmanuel, créeme, soy sumamente cuidadoso. No quiero tener una guerra con Rusia», le dice a su interlocutor tras apuntar que el presidente estadounidense no culpa a Moscú por el suceso pero sí lo hace su homólogo ucraniano, Volodímir Zelenski. «Durante la llamada, el presidente Andrzej Duda se dio cuenta de que su interlocutor estaba llevando la conversación por derroteros inusuales, de que podría tratarse de una broma. Y es a partir de ese momento cuando da por finalizada la conversación», apunta el gabinete del jefe de Estado polaco en su perfil de Twitter.

Las autoridades de Varsovia están investigando ahora cómo los humoristas rusos consiguieron burlar las medidas de seguridad para comunicarse directamente con Duda, que ya en 2020 fue protagonista de un hecho similar. Hace dos años, Kuznetsov se hizo pasar por el secretario general de la ONU, Antonio Guterres, y dejó al presidente en shock con sus preguntas sobre Ucrania, Rusia y su reelección reciente.

En su largo historial de bromas telefónicas, los dos rusos han avergonzado también al propio Macron, al entonces primer ministro británico Boris Johnson, así como al cantante Elton John y al príncipe Enrique con llamadas parecidas.