Muñoz vuelve a Saro León con sus estampas esculturales

Saro León tiene un gran olfato. Allá por 1992 la galerista empezó a trabajar con la joven artista Blanca Muñoz (Madrid, 1963). Solo siete años después, la creadora recibió el Premio Nacional de Grabado. Ahora, la artista, ya consagrada, vuelve a exponer en Gran Canaria de la mano de la audaz galerista.

La de Saro León fue la primera galería que trabajó con Blanca Muñoz. Algo que llena de orgullo a la empresaria grancanaria y que demuestra su capacidad para detectar a los grandes artistas. «No vine a mi primera exposición aquí. Fue en 1992, una colectiva con siete artistas que estuvimos becados en Roma. Vivía en México. Me enteré de todo por carta. Luego, nos conocimos en Madrid y le gustaron mis grabados. Tuve mi primera exposición individual de grabados aquí en 1993», comenta la creadora, que regresó a la sala grancanaria en 1997 con una exposición de esculturas.

Esa relación ha pervivido al paso de los años y, ahora, la creadora, ya consagrada, vuelve a la sala de la capital grancanaria para presentar su proyecto Grabados espaciales

Hasta el próximo 24 de octubre, la galería expone un total de 16 piezas de la artista madrileña. En concreto, presenta ocho grabados en los que Muñoz juega con las tintas y los gofrados para crear sutiles líneas a las que se suman las sombras y los dibujos que crean las varillas de acero inoxidable que les incorpora, por lo que la obra gráfica se convierte en una pieza de carácter escultórico.

«Es un lenguaje particular mío que surgió hace años y que le da volumen a toda la obra gráfica», comenta la artista que califica estas piezas como gráfica tridimensional o una escultura gráfica. Además, las varillas de acero eliminan el carácter serial de sus grabados. «Al introducir el metal, ninguna obra puede ser igual que la otra. Es prácticamente imposible que salgan dos iguales».

Además, la artista propone dos esculturas y lo que denomina dibujos espaciales, unos cuadros realizados dibujando incisiones sobre foam e incorporándole varillas que crean líneas de sombra. El resultado de estas cuatro piezas son el retrato, realizado desde distintos puntos de vista, de una de sus esculturas. Ahora, Muñoz dejará que estas piezas se separen de la obra matriz. «Así es la vida», dice.

SOBREVIVIR DE SU TRABAJO.

Blanca Muñoz trabaja desde 2003 con una de las galerías más prestigiosas del mundo, Marlborough, con sedes en Nueva York, Tokio y Londres, además de en Madrid.

Pese al carácter internacional de la firma, sostiene que su trabajo no es tan internacional como se presupone. «Tengo obras por muchos lados, afortunadamente, y lo bueno, al hacer reediciones, es que tienes más posibilidades de enseñarlas», dice.

A pesar de su privilegiada posición en el panorama del arte y de haber ganado el Premio Nacional de Grabado en 1999, confiesa que vivir del arte sigue siendo complicado. «Soy de las pocas que sobrevivo al cien por cien de mi trabajo», comenta la artista que apunta que exponer mucho no se traduce en el volumen de ventas.

FICHA DE LA EXPOSICIÓN

Qué. Grabados espaciales, esculturas, grabados y joyas de Blanca Muñoz.
Dónde. En la galería Saro León, situada en la calle Villavicencio de la capital grancanaria. De lunes a viernes, dede 11.00 a 14.00 horas y de 18.00 a 21.00 horas
Cuándo. Hasta el día 24 de octubre.
Cuánto. Entrada libre.

  • 1
    Cargando reproductor ...
  • 2
    Cargando reproductor ...
  • 3
    Cargando reproductor ...
  • 4
    Cargando reproductor ...
  • 5
    Cargando reproductor ...