El baño de Meloneras se rompe a las dos semanas

Gabriel Súarez
GABRIEL SÚAREZ

n El nuevo baño de la playa de Meloneras, que costó más de 68.000 euros, está fuera de servicio desde hace varios días. El mismo se inauguró el pasado 24 de febrero en acto que presidieron la alcaldesa, Mari Pino Torres y la edil de Turismo, Conchi Narváez.

Problemas con las bombas que tienen que impulsar las aguas desde la arqueta de desagüe hacia la red de alcantarillado, han obligado a cerrarlo. Un candado en la parte superior y un papel escrito a mano pegado en la puerta avisan a los usuarios que está roto. Está hecho en inglés y alemán pero el autor se ve que no tiene muchos conocimientos de idiomas porque en inglés puso cerrado (closed) y en alemán utilizó el adjetivo kaputt, que significa destrozado, roto o arruinado.