La OMC da luz verde a los aranceles contra EE UU por sus ayudas a Boeing

Supone imponer cargas a productos norteamericanos por casi 3.000 millones de euros

SALVADOR ARROYO Bruselas

Un año después de que la Organización Mundial del Comercio (OMC) sancionará a la UE por sus ayudas a Airbus, el mismo organismo le da la revancha con un castigo similar para Estados Unidos por dar cobertura a Boeing. El conflicto arancelario que se sustenta en las subvenciones a los dos gigante aeronáuticos se equilibra. Lo previsible, porque la OMC ya había fallado en varias ocasiones a favor de Europa. Y ésta llevaba meses esperando un dictamen que la autoriza a imponer cargas a productos norteamericanos por valor de 3.993 millones de dólares (2.890 millones de euros) .

Del otro lado, la Administración Trump mantiene una cota de amenaza superior, de hasta 7.500 millones anuales, con Alemania, Reino Unido, Francia y España (los países que canalizaron más préstamos a Airbus) en el centro de la diana, señalados de hecho directamente por la resolución de hace un año del organismo internacional.

Que Bruselas esperaba la decisión lo evidencia el hecho de que desde abril del pasado año dispone de una lista de productos con los que se pretende lograr una compensación por los subsidios a Boeing. Eso sí, su cálculo de compensación era muy superior: de más de 13.500 millones de euros (la OMC mucho la cota, 3.400 millones al cambio). La lista cubre una amplia gama de artículos, desde aviones hasta productos químicos y agroalimentarios (desde pescado congelado y cítricos hasta el ketchup).

Bruselas aboga por poner fin al conflicto arancelario con Estados Unidos (algo por lo que también apuesta el coloso aeronáutico europeo). «La UE volverá a implicarse de manera positiva y constructiva para decidir sobre los próximos pasos. Nuestra preferencia es un acuerdo negociado», confirmaba vía Twitter el vicepresidente de la Comisión Europea responsable de Comercio, Valdis Dombrovskis. Aunque también avisaba; sin acercamiento «nos veremos obligados a defender nuestros intereses y responder de una manera proporcionada».

Desde Washington mensaje también de doble filo de su titular de Comercio Robert E. Lighthizer: disposición «a restablecer la competencia leal», pero con matiz: la exención fiscal a Boeing ya fue revocada así que la UE no «tiene base para adoptar represalias».