Espacios conectados con la ciudad

23/05/2019

Los hoteles urbanos aumentan la demanda con una conexión mayor con el entorno y su actividad. De hecho, los alojamientos favoritos de los huéspedes son aquellos más prácticos que sirvan para trabajar y disfrutar.

Los hoteles urbanos cada vez más integrados en las grandes ciudades han aumentado su demanda en los últimos años, abriendo sus instalaciones y espacios a la ciudad y sus residentes, además de a sus huéspedes y clientes. Además, esta tendencia en los hoteles de ciudad dan respuesta a un huésped que viaja por negocios, los cada vez más numerosos teletrabajadores y los profesionales autónomos.

Tal y como ha publicado el gobierno español, los hoteles urbanos registraron un crecimiento del 2,6% en 2018, mientras los hoteles de costa se mantuvieron estables en demanda. Estos datos suponen la confirmación de la tendencia al alza en esta parte del sector hotelero, ya que desde 2017 se registraba un aumento de actividad con un mayor dinamismo y un crecimiento del 11,1 %, frente al 8,6 % de los establecimientos vacacionales habituales.

En este sentido, la renovación y modernización del sector hotelero se ha volcado con esta nueva modalidad de negocio, que integra en sus instalaciones no solo piscinas y gimnasios, sino salas de reuniones, espacios para eventos, presentaciones y lugares de disfrute como rooftops de diseño y restaurantes con una atractiva y diferenciada oferta gastronómica. De esta forma, los hoteles urbanos se integran con el entorno cosmopolita no solo en lo relativo al espacio, sino también a la oferta de ocio y entretenimiento de las ciudades, coordinándose y sirviendo de aliado con los eventos programados en su zona.

Festivales de cine, eventos deportivos, encuentros profesionales, congresos, entre otras alternativas, son algunos de los actos que acogen con frecuencia los hoteles urbanos, que se adaptan en espacio y servicios a las necesidades de cada tipo de huésped. Compaginar espacios públicos, privados, en la calle y aprovechando las instalaciones hoteleras para enriquecer los eventos de las ciudades suponen una apuesta ganadora para todas las partes, donde tanto el público, como el huésped, organizador y el hotelero van de la mano.

Espacios conectados con la ciudad

Salas multidisciplinares. Los hoteles urbanos han renovado sus espacios pensando en las necesidades de los núcleos cosmopolitas en los que conviven, con espacios orientados a la celebración de eventos, congresos y actividades profesionales. De esta forma, los hoteles de ciudad se integran en la agenda cultural y profesional como recursos disponibles para presentaciones, encuentros y como sede de actividad económica y empresarial.

Las necesidades de las ciudades y el interés de los hoteleros y empresarios encuentran en estos establecimientos un nexo común donde se alinean, con espacios no solo para bodas, cenas de empresa y eventos sociales, sino también con salas de prensa y lugares para los negocios, coworkings, sedes de pasarelas de moda, reuniones de negocios, entre otras opciones.

En Gran Canaria existen actualmente 13 hoteles orientados a los congresos, además de otros 11 que intercalan el huésped de vacaciones con el viajero de negocios. Del mismo modo, en Tenerife, se identifica una veintena de hoteles como infraestructuras idóneas para la celebración de congresos y convenciones, con salas multidisciplinares diseñadas para acoger este tipo de actividad.

Comodidad. Este perfil de cliente, con unas necesidades concretas, ha disparado el número de reservas de los hoteles integrados en los centros urbanos de las principales ciudades, como lugares cómodos para disfrutar, descansar y trabajar, en una simbiosis con los gustos y prioridades de nuevo consumidor de alojamiento.

Espacios conectados con la ciudad
Lugares específicos para trabajar y disfrutar

Localización. Entre los hoteles por los que se decantan los huéspedes destacan aquellos que cuentan con una excelente localización como factor principal, aunque también aquellos que cuenten con zona de fitness, espacios de relax, parking, última tecnología, habitaciones de varias categorías y centros de convenciones modernos y prácticos, espaciosos y cómodos, para la celebración de todo tipo de eventos.

Modernidad. Los hoteles urbanos estrella cuentan con instalaciones pensadas en la actividad profesional y también en el descanso y el confort, el lujo y la usabilidad, por lo que combinan wifi gratuita y de alta velocidad, zonas exteriores con vistas a la ciudad, espacios para el relax como piscinas climatizadas, alquiler de bicicletas, habitaciones con balcón y un diseño vanguardista y moderno.

Gastronomía. El restaurante y la oferta gastronómica también se coloca como uno de los puntos más valorados por los usuarios, con una oferta gourmet y diferenciada, que convierta el momento de la comida en una experiencia única.