Borrar
Urgente Reabierto el tráfico entre Agaete y Gáldar tras un corrimiento de tierras
La ministra de Transportes, Raquel Sánchez EFE
La ministra de Transportes anuncia ceses inminentes en Renfe y Adif

La ministra de Transportes anuncia ceses inminentes en Renfe y Adif

Los trenes de Cercanías diseñados para Asturias y Cantabria no entran en los túneles por un error en el cálculo de las dimensiones

José Carlos Rojo

Sábado, 4 de febrero 2023, 18:22

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

La ministra de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, Raquel Sánchez, ha anunciado este sábado «ceses inminentes» tanto en Renfe como en Adif para «asumir las responsabilidades» del error en las dimensiones de los trenes de Cercanías en varias comunidades autónomas,especialmente en Cantabria y Asturias, que hace que los convoyes no quepan en los túneles. La ministra ha sido tajante: «No me va a temblar la mano y en las próximas horas va a haber ceses, tanto en Renfe como en Adif y daremos las explicaciones en ese momento». Sánchez ha encargado una auditoría interna tanto en Renfe como en Adif para «saber y conocer con todo detalle qué es lo que pasó» y «ver dónde y quien cometió el error» que ha supuesto que un total de 31 máquinas no sirvan para el fin para el cual se encargaron. Los convoyes ferroviarios tenían como destino Asturias y Cantabria (un total de 21 tenían que haberse puesto en funcionamiento este año en esta comunidad) y fue en Asturias donde se supo esta semana que la construcción de los trenes se licitó mal y los vagones no cabrían por los túneles (algunos muy antiguos) que salpican la red ferroviaria de ambas comunidades autónomas. Al conocerse la noticia, Revilla calificó la gestión de «chapuza» y exigió «que rueden cabezas», una demanda a lo que ahora le ha respondido con igual rotundidad la ministra.

La ministra ha pedido disculpas por la equivocación en el diseño de los trenes y ha avanzado que va a constituir un equipo de trabajo que se trasladará a Cantabria y Asturias para supervisar el proyecto: «Mi compromiso es que para este verano estén listos los nuevos diseños, de forma que la construcción de los vagones comience cuanto antes».

Cantabria llevaba años esperando estos nuevos trenes, toda vez que su flota está muy antigua. Según el comité de empresa de Renfe, incluso se reparan con piezas que están obsoletas cuando se averían, de ahí la gravedad del retraso que supondrá este fallo de Adif, la entidad que ha reconocido que se equivocó en la licitación.

La responsable de la cartera de Transportes y Movilidad ha estado acompañada este sábado en Castro Urdiales por el vicepresidente regional Pablo Zuloaga, la delegada del Gobierno Ainoa Quiñones, y la alcaldesa de la localidad Susana Herrán.

Origen del problema

El origen del problema se encuentra en los gálibos publicados en la declaración sobre la red de Adif, que Renfe usó para describir las características técnicas de los nuevos trenes en un contrato que publicó en 2019 para adquirir 31 trenes de ancho métrico, destinados a renovar la flota de la red de cercanías y media distancia, principalmente en el norte del país.

En junio de 2020, Renfe le adjudicó este contrato a CAF, fabricante de trenes y autobuses con sede en País Vasco, por 258 millones de euros. Cuando preparaba el proyecto, CAF se dio cuenta de que había un error en los gálibos y que las vías no soportarían los trenes encargados y se lo trasladó a su cliente, Renfe.

El contrato adjudicado en 2020 fijaba en 220 meses el plazo de ejecución del contrato, en torno a 18 años y cuatro meses. Como incluía el mantenimiento durante 15 años de algunas unidades, los tres años y cuatro meses restantes serían el plazo para la fabricación de los trenes, aunque normalmente se entregan de forma progresiva. Por ello, los primeros trenes tendrían que haber estado listos, como tarde, en octubre de 2024.

Aunque ninguna de las partes ha confirmado el plazo de tiempo que conllevará solventar este problema, se estima que la construcción de los trenes que todavía no se han podido fabricar se demora en torno a tres años, y todavía falta arreglar algunos trámites para que la solución pactada pueda llevarse a cabo.

Además de los trenes de Cercanías de Cantabria y Asturias, también están afectadas País Vasco, Galicia, Castilla y León y Murcia.

Por su parte, el presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, ha asegurado este sábado que la ministra de Transportes, Raquel Sánchez, le ha pedido disculpas por el fallo en las dimensiones de los trenes de Cercanías que va a retrasar la llegada de la flota comprometida para la región, pero el presidente le ha pedido que esta «chapuza» tenga «algún responsable» porque «no es presentable que una cosa se licite en 2019 y nos enteremos ahora que el ancho de los trenes no coincidía con el de los túneles».

A preguntas de la prensa, Revilla ha explicado que llevaba llamando a la ministra desde el jueves «pero no se ponía» y él estaba «bastante enfadado». «Me llamó, me pidió perdón, me dijo que, efectivamente, alguien tenía que pagar las consecuencias de este error, y que se comprometía a agilizar cuanto antes la puesta en marcha de la fabricación de los trenes y que hoy daría una explicación en Castro», a donde acudirá este sábado a una visita institucional y de campaña.

En este sentido, Revilla espera que la ministra sea «clara y contundente y que nos diga cómo es posible que en un país como España, pionera en el mundo en la construcción de infraestructuras, aparezca un error de este calibre, donde todavía no sabemos si el responsable es Adif, Renfe..., pero la ministra es la jefa de esos organismos y tendrá que aclararlo».

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios