Interior de la Bolsa de Madrid. / efe

El Ibex pierde los 8.300 puntos en su cuarta sesión de caídas

El selectivo se deja un 0,5% con los inversores a la espera de los bancos centrales

COLPISA Madrid

Los inversores optan por la prudencia y se alejan de los activos de riesgo a una semana de las últimas reuniones del año del Banco Central Europeo (BCE) y de la Reserva Federal estadounidense (Fed). Nadie quiere arriesgar de más a escasas sesiones de cerrar el ejercicio bursátil, con los temores de recesión aún muy presentes en el mercado.

Con este telón de fondo, el Ibex-35 retrocedió el miércoles un 0,5% por debajo de los 8.300 puntos, en una sesión en la que los inversores han estado pendientes de la revisión final del PIB del tercer trimestre de la eurozona, que moderó su ritmo de expansión entre julio y septiembre, pero una décima por encima de lo estimado en un principio.

Por otro lado, el comercio de China registró en noviembre una nueva contracción como consecuencia del impacto de las restricciones para contener la Covid-19 y el debilitamiento de la demanda por la desaceleración global, lo que provocó la segunda caída simultanea consecutiva de las exportaciones e importaciones chinas, cuyos retrocesos fueron los más intensos desde principios de 2020, según los datos de la Administración General de Aduanas del gigante asiático.

En este contexto, el Ibex 35 ha cerrado en los 8.290,5 enteros, con Repsol (-2,69%) como farolillo rojo de la sesión. Por detrás, se han situado Telefónica (-1,93%), ArcelorMittal (-1,77%) Y Acerinox (-1,69%).

En la parte alta de la tabla apenas destacaron Red Eléctrica (+0,58%), PharmaMar (+0,46%), Fluidra (+0,44%), Indra (+0,39%) y Rovi (+0,39%).

Mientras, en el mercado de materias primas, el precio de petróleo Brent, de referencia en Europa, cae un 1,5% hasta los 78,11 dólares, mientras que el barril de tipo West Texas se sitúa en los 72 dólares. Por último, la cotización del euro frente al dólar se colocaba en 1,0498 'billetes verdes', mientras que la prima de riesgo española se situaba en 98 puntos básicos, con el interés exigido al bono a diez años en el 2,752%.