Los constructores reclaman la apertura de las ferreterías

La Federación Provincial de Entidades de la Construcción de Santa Cruz de Tenerife (Fepeco) ha solicitado al Gobierno de Canarias y a la Delegación del Gobierno en Canarias que permita la apertura de las ferreterías para mantener un suministro suficiente de materiales en las obras.

EUROPA PRESS / SANTA CRUZ DE TENERIFE

Los negocios minoristas del comercio de la construcción no tienen permitida la apertura al público de sus tiendas, aunque las ferreterías industriales, que estén dadas de alta con el epígrafe de mayoristas, sí pueden atender a profesionales, autónomos y mayoristas, según ha aclarado Fepeco en un comunicado.

La patronal de la construcción ha explicado que en Canarias una gran parte del tejido empresarial del sector de la construcción está conformado por pymes y autónomos que se suministran de material a través también de pymes comerciales, es decir, de las ferreterías, especialmente cercanas geográficamente a la ubicación de las obras en ejecución.

El decreto del Estado de Alarma no consideró que las ferreterías fuesen comercios de primera necesidad y eso ha producido una ralentización en la actividad, que solo continúa a través de teléfono, internet o comercio electrónico y siempre con los establecimientos cerrados, señala la federación.

Fepeco ha recordado que el 13 de abril se permitió al sector de la construcción reiniciar su actividad y ha señalado que se está produciendo una distorsión en la propia actividad del sector.

La federación ha explicado que debido a que las ferreterías no pueden vender con normalidad, se presentan problemas logísticos, de efectividad laboral y eficiencia empresarial para ejecutar las obras en tiempo y forma. Asimismo, esta situación a largo plazo puede afectar «de una manera sustancial» al sector de la construcción, que verá mermada su capacidad operativa y su continuidad por las carencias de material y un deficiente suministro, ha recalcado Fepeco.

Además, ha añadido que las ferreterías comercializan otro tipo de productos de necesidad para la ciudadanía como electrodomésticos, repuestos, material electrónico e iluminación a los que no pueden acceder los clientes salvo por la vía electrónica.

Por el momento, el sector de la construcción continúa trabajando en Canarias a medio gas a pesar de que a principios de la semana se acabaron los 15 días de parón de servicios considerados esenciales decretado por el Gobierno central. Los empresarios confían en una fuerte inyección de inversión pública para recuperar el ritmo anterior a la crisis del Covid-19.