El lunes podrán abrir comercios, terrazas y hoteles

Las unidades territoriales que avancen hacia la fase 1 del plan de desescalada a partir del próximo lunes 11 de mayo podrán reiniciar la apertura del pequeño comercio y de las terrazas de bares y restaurantes con un aforo máximo del 50%, así como la apertura de hoteles y alojamientos turísticos.

EUROPA PRESS / MADRID

Las unidades territoriales que avancen hacia la fase 1 del plan de desescalada a partir del próximo lunes 11 de mayo podrán reiniciar la apertura del pequeño comercio y de las terrazas de bares y restaurantes con un aforo máximo del 50%, así como la apertura de hoteles y alojamientos turísticos.

Así lo ha avanzado el ministro de Sanidad, Salvador Illa, durante una rueda de prensa desde el Palacio de la Moncloa, en la que ha informado sobre las comunidades, provincias y zonas que pasarán a la siguiente fase del plan de desescalada gracias a la evolución favorable del impacto sanitario que ha tenido la pandemia.

Pasar a esta nueva fase significa que estas zonas podrán abrir los comercios minoristas y servicios profesionales, cuyo espacio de actividad sea igual o inferior a los 400 metros cuadrados, por lo que se excluyen los grandes parques comerciales, y tendrán que respetar un aforo máximo del 30%. Además, tendrán que contar con un horario preferente para los mayores de 60 años.

Respecto a las terrazas de los establecimientos hosteleros, podrán abrir con una capacidad máxima del 50% respecto a su aforo habitual, tras ampliar este porcentaje desde el 30% inicialmente planteado tras las recomendaciones que el sector le ha hecho llegar al Gobierno.

En cada mesa o agrupación de mesas podrá haber como máximo 10 personas, que, además, deberán respetar la distancia interpersonal, siguiendo las mismas pautas que este fase permite para el conjunto de la población.

Reapertura de mercadillos

El ministro también ha explicado que los ayuntamientos podrán comenzar a abrir los mercados al aire libre, como los mercadillos de venta de frutas y hortalizas, siempre respetando una limitación inicial del 25% de los puestos habituales.

Respecto al sector turístico, Illa ha recordado que los hoteles y el resto de establecimientos turísticos podrán volver a abrir, siempre y cuando las zonas comunes permanezcan cerradas, aunque sus servicios de restauración serán para uso exclusivo de sus clientes.

Asimismo, se prohíbe el uso de spas, gimnasios, miniclubs, zonas infantiles, discotecas o salones de eventos en los hoteles, aunque se permiten las actividades de turismo activo y de naturaleza en grupos de hasta diez personas.