Borrar
Por detrás de Canarias solo están Murcia, Castilla-La Mancha y Extremadura. ARCADIO SUÁREZ
Canarias se mantuvo en 2023 a la cola de las regiones europeas en competitividad

Canarias se mantuvo en 2023 a la cola de las regiones europeas en competitividad

Las islas se colocan en el puesto 161 de las 234 regiones de la Unión Europea de los 27. El peor indicador es la eficiencia de su mercado laboral, al situarse en el 212

Silvia Fernández

Las Palmas de Gran Canaria

Miércoles, 28 de febrero 2024, 01:00

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

De las 234 regiones que integran la Unión Europea de los 27, Canarias ocupa el puesto 161 de competitividad global. Es decir, se sitúa a la cola del ranking europeo y se ve superada por numerosas regiones de Polonia, República Checa, Grecia y Chipre, que en los últimos años han cogido 'carrerilla' a cuenta de las mejoras introducidas en formación e innovación, entre otros aspectos.

La posición 161 sitúa a Canarias en el tramo de competitividad baja, si bien en los últimos tres años ha logrado mejorar su posición y escalar 9 puestos en este índice que elabora la Fundación Impulsa Balears. Canarias se sitúa a la par de otras siete regiones españolas y antecede a Murcia, Castilla-La Mancha y Extremadura. Solo Madrid y el País Vasco se sitúan en el tramo de competitividad 'muy alta' de las regiones. Si la competitividad global máxima oscila en una escala del 0 al 100, Canarias se sitúa en el 43,4. Madrid está en el 61 y ocupa la posición 37 de las 234 regiones que se han analizado.

El director técnico de Impulsa Balears, Antoni Riera, destaca la importancia de tener una posición ventajosa en el ranking de competitividad global porque quiere decir que esa región es «atractiva» en los mercados exteriores y a la vez es «próspera en el interior» y mejora la calidad de vida de la población local.

El ranking se articula sobre 11 pilares determinantes de la posición competitiva, incluidos en tres subíndices: los requerimientos básicos -instituciones, estabilidad macroeconómica, infraestructuras, salud y educación básica-, los impulsores de la eficiencia -educación superior, eficiencia del mercado de trabajo y medida del mercado- y los impulsores de la innovación -preparación tecnológica, sofisticación empresarial y capacidad innovadora-.

De todos ellos, la peor parte se la lleva el análisis del mercado de trabajo. De las 234 regiones Canarias se sitúa en la 212 en eficiencia laboral. En los últimos tres años ha perdido cuatro posiciones. También está a la cola en sofistificación empresarial (puesto 175 de las 234 regiones), en instituciones (155), en capacidad innovadora (145), en establidad macroeconómica (142) en tamaño del mercado (111) y en educación superior (106). Estas son sus debilidades. En los primeros puestos de las regiones de la UE se sitúa en salud (22); infraestructuras (30) y en preparación tecnológica (61), consideradas las ventajas competitivas de las islas frente al resto de las regiones.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios