Ignacio Sánchez Galán, en una imagen de archivo. / EFE

La Audiencia Nacional desoye a Iberdrola y confirma la imputación de Sánchez Galán

La Sala apoya al juez García Castellón tras la ofensiva de la compañía, no aprecia «indefensión» y rechaza anular parte de la instrucción del 'caso Villarejo'

Mateo Balín
MATEO BALÍN Madrid

La intención de Iberdrola de anular parte de la instrucción de la pieza separada del 'caso Villarejo' que le implica no ha sido atendida. La Sala Penal de la Audiencia Nacional rechazó el recurso de la compañia y confirmó la decisión del juez instructor, Manuel García Castellón, de investigar al presidente Ignacio Sánchez Galán (citado el próximo 18 de enero) por los presuntos encargos de espionaje al comisario José Manuel Villarejo.

En un auto del pasado viernes, los magistrados de la Sección Tercera, presidida por Alfonso Guevara, desestiman la nulidad de las actuaciones llevadas a cabo entre el 27 de mayo y el 25 de junio, entre ellas el auto de imputación de Galán y de otros tres directivos de Iberdrola: Fernando Becker, Francisco Martínez Córcoles y Rafael Orbegozo.

La eléctrica consideraba que al no serle notificada resolución alguna se le causó «efectiva y material indefensión», dado que no podía alegar, solicitar diligencias o recurrir las resoluciones judiciales. De ahí que, a su juicio, se hubiese vulnerado su derecho a la tutela judicial efectiva.

Los magistrados de la Sala de lo Penal, sin embargo, rebaten que «este motivo no puede prosperar, ya que no ha existido omisión alguna de normas procedimentales».

«Ostracismo» procesal

En concreto, la compañía pedía la nulidad de las actuaciones celebradas entre el 27 de mayo, cuando solicitó que se le notificase la resolución por la que el juez acumuló la causa procedente de un juzgado de Bilbao por la querella de Iberdrola contra el exdirectivo José Antonio del Olmo, y el 25 de junio, cuando el magistrado preguntó a la Fiscalía qué posición debía ostentar la eléctrica, si perjudicada o acusada. Así, la representación de Iberdrola aseguró que se había visto sometida al «ostracismo» durante la instrucción.

En el marco de la resolución, los magistrados han subrayado que «no hay defecto procesal», ya que Iberdrola no se sumó al procedimiento «hasta que le es notificado el auto de 9 de julio», por lo que las resoluciones adoptadas entre mayo y junio no pudieron generarle indefensión.

La decisión de la Sala refuerza la posición de García Castellón tras la ofensiva lanzada por la compañía la pasada semana, acusándole de dañar su reputación y provocar una operación fallida en Estados Unidos. Se quejaban de que el juez y los fiscales habían dejado de lado la investigación a Del Olmo, la persona que señaló a Galán y a quien acusan de falsear las pruebas en su contra.