Fútbol: Segunda División

Tonono: «Están preparados para el reto»

19/06/2019

El director de Formación y Captación de la UD disecciona a Josep, Fabio, Kirian, Cedrés y Espiau, los cinco jugadores del filial que dan el salto al primer equipo el próximo curso. «Han demostrado madurez y aún tienen margen de mejora», asegura.

Miguel Ángel Ramírez dio las claves del nuevo proyecto de la UD el pasado lunes y, entre los titulares que dejó, uno de los más sonoros fue la confirmación de que Josep Martínez, Fabio, Kirian Rodríguez, Cedrés y Edu Espiau pasarán a ser, a todos los efectos, jugadores del primer equipo. Una noticia que Tonono, el director de Formación y Captación, valora muy positivamente de cara al trabajo de cantera que lleva muchos años realizándose en el representativo y que, ante el nuevo panorama de austeridad que se le presenta al club isleño, debe dar ahora sus frutos.

Se trata de cinco futbolistas que ya han debutado con los mayores con muy buenas sensaciones y que aspiran a asentarse en Segunda División. Un objetivo nada sencillo últimamente para los chicos del filial tal y como se ha visto con futbolistas como Parras, Borja Herrera, Tyrionne o Nili, quienes como este quinteto, dieron el salto desde Las Palmas Atlético pero no lograron quedarse más de una temporada en el conjunto profesional.

Sin embargo, Tonono está convencido de que la historia será diferente con los recién llegados. Empezando por Josep, sobre el que el profesional destaca, además de sus reflejos, presencia y aptitudes bajo palos, la profesionalidad y equilibrio mental que atesora a sus 20 años para no dejarse llevar por los elogios y mantener los pies en el suelo. «Josep es el fruto del gran trabajo que llevan realizando los entrenadores específicos con él estos dos últimos años en la base. Es increíble de lo que es capaz a su edad, pero lo mejor es que tiene mucho margen de mejora y él lo sabe. Es muy difícil encontrar un guardameta tan joven pero al mismo tiempo con su personalidad y madurez», elogia.

Una fortaleza mental que también destaca en Fabio, una de las joyas más relucientes de la cantera de la UD, que asegura que no se ha apagado pese a las alternancias que ha tenido el mediocentro entre el primer equipo y el filial en los últimos años. «Ha sabido ser paciente y no ha tenido prisa en su proceso formativo, y eso le ha servido para que a la hora de la verdad esté preparado», incide Tonono sobre un futbolista sobre el que siente una especial debilidad. «Es un centrocampista muy inteligente tácticamente, que es capaz de darle continuidad al juego y adaptarse muy bien a lo que le piden los entrenadores. Juega al primer toque y sabe colocarse a la perfección», desgrana sobre un jugador que debutó antes en Primera División que en Segunda B.

Sobre Kirian, quizá una de las grandes sorpresas en el nuevo proyecto de la Unión Deportiva al ser el jugador que menos minutos ha tenido con los mayores, auguró tardes de diversión en el Gran Canaria. «Representa los rasgos del típico jugador canario. Técnicamente una maravilla, tiene último pase, llegada, buen golpeo de balón... Es la clase de futbolista por la que la gente paga una entrada para ir al campo. Además, ha alcanzado una madurez importante y ha logrado darle efectividad a su fútbol creativo», explica acerca del mediapunta.

También formará parte de la nueva UD Cedrés, la apuesta personal de Mel, quien lo rescató de Las Palmas Atlético aún cuando no contaba con demasiada regularidad bajos las órdenes Juan Manuel Rodríguez. «Es un jugador en vía de extinción. El clásico extremo de velocidad, desborde y desparpajo. Estos futbolistas cada vez escasean más en un fútbol demasiado académico y menos inventivo. Rompe con los moldes actuales y representa el juego de la calle», alaba Tonono, quien se congratula de haberlo podido recuperar tras su paso por la cantera del Real Madrid y del Villarreal.

Y, por último, Edu Espiau, el único de este quinteto de meritorios que no llegó a disputar ni un solo minuto en Segunda División la pasada temporada, pero quien estuvo apunto de tener ficha con los grandes el anterior verano. Una grave lesión impidió los planes que el club tenía con el punta y le hizo vivir una campaña complicada en Las Palmas Atlético. «Lo de Edu fue una pena porque estaba listo para dar el salto tras una temporada muy buena con el filial, pero su lesión lo estropeó todo. Provocó que entrase al segundo equipo con mucho menos ritmo con respecto a sus compañeros en Segunda B, y le costó más», se lamenta el director de Formación y Captación. Aún así la confianza sigue siendo plena en un futbolista que ofrece muchas variantes al frente ofensivo del conjunto amarillo. «Es un delantero de movilidad, que puede jugar por dentro y por fuera, se ha desempeñado de extremo y en el centro de la delantera. Tiene mucha potencia física, gol y ayuda en tareas defensiva», disecciona Tonono, quien además, está convencido de que Josemi, Fortes, Vallés y Toni Robaina, los otros jugadores del filial que harán la pretemporada con el primer equipo, terminarán, antes o después, siguiendo los pasos de sus compañeros y ayudando a que la cantera recupere el peso y refuerce la identidad de un club que siempre ha tenido en la base su principal sustento.