Borrar
Directo Salvador Illa, primer compareciente en la comisión del Congreso
Iga Swiatek, actual número 1 del ranking WTA. Cristobal Herrera-Ulaskhevich (Efe)
Arabia Saudí se hace con el torneo de maestras

Arabia Saudí se hace con el torneo de maestras

Riad será la sede de la competición que reúne a las ocho mejores tenistas del mundo

Enric Gardiner

Madrid

Jueves, 4 de abril 2024, 14:06

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

Era un secreto a voces y la WTA simplemente ha esperado el momento adecuado para anunciarlo: Arabia Saudí albergará durante los próximos tres años las Finales WTA o Copa de Maestras, su joya de la corona que reúne a las ocho mejores tenistas del curso.

Riad será la sede del torneo, que en su edición de 2024 se disputará del 2 al 9 de noviembre. Para ello, han logrado una bolsa de premios récord de 15 millones de euros que se repartirá entre las participantes. Esto supone un incremente de seis millones respecto al torneo del año pasado.

Arabia Saudí era, desde hace varios meses, la principal candidata a albergar este torneo, sobre todo después del desastre que fue la edición de Cancún, en la que las tenistas llegaron con las pistas sin terminar, hubo problemas en la calidad de las mismas y en la que las condiciones climatológicas del país mexicano provocaron varios retrasos y cancelaciones de los partidos.

Los saudíes perseguían un torneo de esta categoría y por fin lo tienen. Su marca ya está en dos paradas del calendario ATP y WTA, estas finales y las Next Gen Finals en el circuito de chicos. El siguiente objetivo, un Masters 1.000 que añadir a los diez actuales y con el que iniciar el curso tenístico antes del Abierto de Australia. De momento, la ATP se resiste y en el anuncio del calendario para 2025 aún no aparece.

Una decisión controvertida

La WTA finalmente ha sucumbido al dinero saudí pese a las críticas procedentes de leyendas de su deporte como Chris Evert y Martina Navratilova, ganadoras de 18 Grand Slams cada una, y que se opusieron a vender el tenis a este país.

Entre los argumentos que Evert y Navratilova esgrimieron está el hecho de que la homosexualidad es motivo de cárcel en Arabia Saudí. «Llevar un torneo allí representaría un paso atrás para, no solo las mujeres en el deporte, sino las mujeres en general», dijeron en una carta al Washington Post.

Steve Simon, presidente de la WTA, sin embargo, alabó el crecimiento que esto supondrá para el deporte en la región. «Tras las Finales WTA a Riad es una oportunidad emocionante para nosotros y un paso adelante para el crecimiento a largo plazo del deporte femenino como un arma global e inclusiva. Hemos quedado impresionados por el compromiso demostrado por la Federación Saudí de Tenis para hacer crecer el deporte a todos los niveles y no tenemos dudas de que los jugadores y los aficionados pueden esperar un torneo de clase mundial en Riad», dijo Simon.

Junto a estas Finales WTA y las Next Gen Finals, que reúnen a los ocho mejores tenistas sub-21 del circuito, Arabia Saudí ha palpado el tenis a través de las exhibiciones, como la que jugaron Carlos Alcaraz y Novak Djokovic en Riad el año pasado o el Six Kings Slam, que también se jugará en Riad y en el que Alcaraz y Djokovic compartirán cartel con Rafa Nadal, embajador de Arabia Saudí, Daniil Medvedev, Jannik Sinner y Holger Rune.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios