Borrar
Vea la portada de CANARIAS7 de este jueves 18 de abril
José Ramón de la Morena (i.) y José María García, los reyes de las ondas que dominaron el periodismo deportivo nacional décadas atrás desde sus trincheras radiofónicas. Este jueves se reunieron en Guía en una conferencia organizada por la UD Las Palmas y la Universidad Fernando Pessoa. Cober

García y De la Morena, en Guía

«Un futuro jodido, esperanzas relativas y falta vocación... Pero hay que aguantar y hay una posibilidad»

José María García y José Ramón de la Morena analizan con vehemencia pasado, presente y futuro de la profesión en la Universidad Fernando Pessoa de Gran Canaria

Ignacio S. Acedo

Santa María de Guía

Jueves, 7 de marzo 2024, 19:22

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

«Futuro jodido y esperanzas de éxito relativas. Pero si se lo proponen, pueden triunfar. Dentro de la negrura de este país llamado España, tienen una posibilidad», analizó José María García a propósito de la profesión de periodista, señalando a los dirigentes «como el problema» para poder desarrollarla en su naturaleza. «Antes, ser periodista era poco menos que elegir una carrera de delincuente... Pero abrazamos un oficio maravilloso«, insistió el mítico Supergarcía.

De la Morena habló del factor humano de una labor «muy canalla con la familia» y, en este ámbito, admitió que entre ambos se libró «una guerra brutal» en la carrera librada por llegar primero y por robarse audencias en las ondas de final de siglo en el panorama nacional, cuando el mercado se lo repartían los dos. «Él ha sido mejor», dijo señalando a García («un día juntó a Juanito y Arconada que no se hablaban, yo me mataba por hacer la Vuelta Ciclista a España que él hacía»), quien no pudo disimular una sonrisa emocionada por este reconocimiento.

«Fue una guerra cruel, absurda y equivocada. Pero es tremendo que, después de todo lo que nos dijimos, me llamó y me dijo si quería comer con él. Y aquí estamos», sintetizó, con espíritu pacifista, García. «Me dijo que una parte importante del dinero que había ganado era por mí... Y no me lo ha pagado», añadió ante los aplausos de los presentes,

Fue en el encuentro organizado por la Universidad Fernando Pessoa y la UD Las Palmas en el campus ubicado en Santa María de Guía. En un Paraninfo a reventar y con un auditorio entregado, la presencia de José Ramón de la Morena y José María García, José María García y José Ramón de la Morena, el orden de los factores no altera el producto, ambos dictaron una clase magistral del periodismo de ayer y de hoy, también con proyección de futuro en varias de sus consideraciones.

Cober

«Es un auténtico lujo contar con ellos aquí», avanzó Miguel Ángel Ramírez en el turno previo a que ambos iniciaran sus parlamentos. Y en efecto que lo fue. Antes de entrar en combustión, guiño mutuo a la tierra en la que están. «Mi Navidad ya no lo es sin Gran Canaria», resaltó de la Morena, al recordar la infinidad de veces que organizó el torneo invernal de jóvenes promesas. No se quedó atrás García: «Antes que nada, lo que yo quiero es ser canario porque mi hijo ha querido compartir su vida con una canaria y tengo tres nietas que son aficionadas de la UD».

García lamentó la realidad innegable de que el periodismo escrito «se está muriendo», algo que consideró «trágico», pero invitó a no desistir: «Lo último que se puede hacer es tirar la toalla». Aunque «nunca se tratará a un periodista como se merece».

Cober
Imagen principal - «Un futuro jodido, esperanzas relativas y falta vocación... Pero hay que aguantar y hay una posibilidad»
Imagen secundaria 1 - «Un futuro jodido, esperanzas relativas y falta vocación... Pero hay que aguantar y hay una posibilidad»
Imagen secundaria 2 - «Un futuro jodido, esperanzas relativas y falta vocación... Pero hay que aguantar y hay una posibilidad»

«Echo de menos la vocación. Y el que la tenga, debe aguantar», apuntó el recordado director de El Larguero, quien aludió a la «implicación máxima y compromiso sin horarios» que exige el periodismo deportivo. «Hoy ya la inmediatez la tienes con un teléfono móvil. Eso engrandece el periodismo. Antes la gente se jugaba la vida por buscar un bar con una cabina de teléfono para poder conectarse«, detalló a propósito de lo que ha cambiado todo con el avance de los tiempos.

«Cambié la historia. Hice que nos tuvieran miedo, que nos pagaran como debían pagarnos... A lo que vienen, no se pueden dejar torear«, instó José María García con continuas referencias a sus experiencias profesionales.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios