Borrar
Didier Deschamps, abatido tras la derrota de Francia en la final del Mundial de Qatar. Paul Ellis (Afp)
Deschamps pone en el aire su continuidad
Mundial Qatar 2022

Deschamps pone en el aire su continuidad

El técnico francés, abatido por la derrota, no piensa en el futuro y deja una duda sobre el arbitraje: «Hay decisiones cuestionables»

M. GARCÍA

Domingo, 18 de diciembre 2022, 20:23

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

Didier Deschamps no pudo este domingo lograr el segundo Mundial consecutivo. Argentina lo evitó después de un encuentro en el que su equipo estuvo en el fango, resucitó, volvió a hundirse y, a falta de tres minutos, tomó aire de nuevo. Pero en los penaltis llegó el llanto, el dolor. Había que digerir lo que sucedió sobre el césped del estadio de Lusail. Por eso, no quiso hablar de su continuidad al frente de Francia -si llegaba a semifinales estaba en su mano renovar o no-, y dejó en el aire si seguirá en el banquillo galo. «El resultado no nos ha favorecido, pero no voy a responder hoy. Estoy muy triste. A principio de año tendré una reunión con mi presidente y les informaremos», aportó un técnico que, en principio, no quiso hablar del arbitraje. Pero luego...

No solo miró al partido de este domingo, sino más allá. «Hubiera preferido que no me hiciera esta pregunta. Su actuación ha sido la que ha sido y no estoy aquí para juzgarla. Hay decisiones cuestionables. Antes de este partido, Argentina no es que haya sido beneficiada, pero tampoco ha tenido mala suerte con el arbitraje. Eso sí, no les resto mérito», aportó el entrenador de Bayona.

Cuestionado por el estado físico de su tropa, por casi 80 minutos en los que su formación parecía derrotada, hundida, Deschamps fue claro. Es que su escuadra no solo ha sufrido una plaga de lesiones, también un virus que ha dejado tocado durante el campeonato de Qatar a varios miembros de su vestuario, como Rabiot, Coman y Upamecano. «Toda la plantilla ha tenido que vivir esta situación. Nos ha podido afectar física y mentalmente. No tenía dudas con el once inicial, porque estaban, entre comillas, en forma. Hemos tenido cuatro días para recuperarnos, pero un día menos que ellos. No hay excusas», lanzó el técnico galo.

Habló de cuestiones tácticas para explicar las sustituciones de Giroud y Dembélé, autor del penalti que puso por delante a Argentina, antes del descanso. «Se debió a motivos tácticos. Quería cambiar el ritmo de juego y no les quiero culpar. Queríamos optar por un cambio de demarcación. En el fútbol todo pasa muy rápido, todo es posible y hoy nos dimos cuenta de que así es. Evidentemente, ha sido un partido complicado contra un rival con mucha energía y agresividad. No hemos jugado bien por diferentes motivos, pero pudimos empatar. Eso nos hace sentirnos un poco peor. En el último minuto de la prórroga podríamos haber ganado el Mundial (con la estupenda parada del Dibu Martínez). Argentina tiene calidad y agresividad. No les quitamos mérito. Ha sido cruel porque tocábamos el trofeo de cerca».

Publicidad

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios