Borrar
Koundé, uno de los defensas pretendidos por el conjunto culé, pugna por un balón con Griezmann en un encuentro de esta pasada temporada. EFE (Chema Moya)
El Barça considera urgente mejorar sus defensas
Mercado

El Barça considera urgente mejorar sus defensas

Cerrado su ataque, el equipo azulgrana trabaja ahora de forma intensa en las incorporaciones de Koundé, Azpilicueta y Marcos Alonso

Daniel Panero

Madrid

Lunes, 25 de julio 2022, 11:16

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

El Barça no descansa en este mercado de fichajes. Tras las llegadas de Robert Lewandowski, Raphinha y la continuidad de Dembélé, al club azulgrana le urge ahora cerrar cuanto antes a jugadores que apuntalen de una vez por todas la parcela defensiva. Es una semana clave para Jules Koundé, Azpilicueta y Marcos Alonso, tres objetivos que tiene desde hace meses marcados en rojo y cuyas operaciones han entrado en la fase final.

«Ahora toca trabajar en defensa. Xavi nos tiene orientados a una serie de jugadores y espero que los culés se puedan llevar unas alegrías más», aseguró Joan Laporta un día después de hacer oficial la llegada de Lewandowski. El máximo mandatario culé es consciente de la necesidad que tiene su club de reforzar una parcela que en los últimos años ha sido un auténtico quebradero de cabeza. El Barça ha sido un conjunto frágil, al que era demasiado fácil hacerle ocasiones de gol y que la pasada campaña recibió más tantos que Real Madrid, Sevilla, Real Sociedad, Villarreal y Athletic en Liga.

El elegido para dar un salto de nivel en defensa es Jules Koundé. El central del Sevilla es uno de los jugadores más cotizados del mercado y en las últimas semanas se vive una lucha encarnizada entre Barça y Chelsea por hacerse con el jugador. Los londinenses alcanzaron un principio de acuerdo con el club hispalense por una cantidad aproximada de 60 millones y cinco en variables, una operación que se ha venido abajo en principio por la firme voluntad del jugador de vestir de azulgrana. Koundé quiere fichar por el Barça, ya tiene un acuerdo con la entidad que preside Joan Laporta y solo faltaría que ambos equipos pacten unas cifras que podría rondar los 60 'kilos' entre fijos y variables.

El fichaje de Koundé es una prioridad absoluta para Xavi. El técnico de Tarrasa considera fundamental poder contar el central francés para formar una terna en la zaga junto a Ronald Araujo, Christensen, Eric García y Gerard Piqué, que podría ver relegada su participación como ya le advirtió en su momento el entrenador. «No puedo avanzar nada. Si viene cualquier otro, sumará. Cuantos más mejor. Habrá muchos partidos este año», aseguró Xavi respecto a la llegada de más centrales tras el clásico de Las Vegas.

El central del Sevilla no es el único reto que se ha marcado el Barça para los próximos días. Los culés trabajan desde hace meses en una tarea de desgaste con el Chelsea para incorporar a Azpilicueta y Marcos Alonso, dos futbolistas 'low cost' pero que Xavi considera que pueden aportar mucho en defensa. El versátil zaguero navarro, que gusta por su veteranía y experiencia, ha visto como las negociaciones se han estancado ante la dificultad de los 'blues' para firmar a Koundé, su relevo natural. En el caso del lateral izquierdo, el principal escollo son los 12 millones de euros que pide el Chelsea, una cifra que la junta directiva culé espera rebajar para hacerse con un jugador que puede ser la tan deseada alternativa a Jordi Alba en el puesto de carrilero zurdo.

Dejar salir antes de entrar

El apartado de llegadas no es el único que preocupa en Can Barça en la parcela defensiva. Los culés comenzaron el verano con el objetivo de encontrar una salida para Clement Lenglet, Samuel Umtiti y Óscar Mingueza. En este momento, tan solo el primero, que se marchó cedido al Tottenham hasta el final de temporada, ha encontrado un destino mientras que en los otros dos casos las operaciones se han estancado y preocupan hasta el punto de pensar en una posible rescisión de contrato para hacer sitio a los nuevos fichajes.

Ninguno de los dos viajó con el resto de la expedición a Estados Unidos y el club sigue trabajando para encontrarles una salida. Con Mingueza se relacionaron clubes como el Celta de Vigo, el Monza, el Hoffenheim o el Génova, pero ninguna opción fructificó y eso ha terminado por impacientar a un Barça que nota como el tiempo se le echa encima.

El caso de Umtiti es todavía más preocupante. El Barça tenía prácticamente cerrada su salida al Rennes, pero el conjunto francés se echó para atrás a última hora por dudas en su estado físico y en este momento Turquía podría ser la alternativa para dar salida a un jugador cuyo sueldo, aunque se le redujo a 2,7 millones anuales cuando renovó hasta 2026, sigue siendo una montaña difícil de escalar para sus pretendientes.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios