Brussino anota sin oposición en una acción del encuentro. / CB Gran Canaria

Baloncesto

El Granca impone su ley en Europa (84-64)

Triunfo de calidad de los claretianos ante el Buducnost para reforzar el liderato del grupo B

Óliver Suárez Armas
ÓLIVER SUÁREZ ARMAS Las Palmas de Gran Canaria

El Club Baloncesto Gran Canaria se impuso al Buducnost VOLI Podgorcia montenegrino por 84-64 este miércoles en el Arena y afianza su liderato en el grupo B de la EuroCup tras la derrota del Valencia Basket en la pista del Bursaspor turco.

El Buducnost VOLI Podgorica entró más enchufado en el duelo en un Gran Canaria Arena desangelado, con Jagovic-Kuridza y Atic castigando desde el exterior (0-7, min. 2). El Granca, que defendía el liderato del grupo B e incluso con la posibilidad de poder ampliarlo tras el tropiezo del Valencia Basket en Turquía, no estaba cómodo, siendo endeble en defensa y sin ideas en ataque.

Tras el acierto de Perry (0-9), Porfi Fisac solicitó tiempo para intentar conectar a sus jugadores en tareas defensivas, persiguiendo más esfuerzo e intensidad, pero, tras tres minutos disputados, los amarillos eran incapaces de ofrecer clarividencia en la circulación de balón y en la búsqueda correcta de Pustovyi en la pintura. El preparador segoviano recurrió a las torres canteranas Khalifa Diop y Olek Balcerowski para buscar soluciones a una sequía anotadora que se prolongó durante casi cuatro minutos, los que tardó Albicy en estrenar el electrónico local.

El interior senegalés -cuatro rebotes- y el polaco se aplicaron en ambas zonas para cimentar la reacción amarilla frente al plantel entrenado por el extécnico del Estudiantes Dzikic, firmando un parcial de 8-0 para ajustar el marcador en el recinto de Siete Palmas (8-9, min. 6). Salvó, desde la línea de tiros libres y con un 2+1, y Balcerowski, desde la línea de 6,75, facturaban para revolucionar a los claretianos después de un arranque frío en el encuentro, colocando un parcial que ya era de 14-2 (14-11).

Albicy quería subir el ritmo, pero el Granca, que no contó con AJ Slaughter, no culminaba -tres pérdidas- para dañar a un equipo tocado. Cobbs, con cuatro puntos consecutivos, oxigenaba al cuadro balcánico, en una recta final del acto inaugural en la que Balcerowski -siete puntos- se multiplicaba (16-15).

Cobbs y Reed asumían galones, pero la conexión Javi López-Balcerowski levantaba al Arena para conservar la ventaja en los primeros compases del segundo periodo (22-17). El polaco, que brilló ante el Barça en el Palau Blaugrana en la pasada jornada de la Liga Endesa, prosigue creciendo en su aportación -11 puntos- tras su retorno a la isla.

DJ Seeley, un viejo conocido del Granca, irrumpía con fuerza -siete puntos seguidos- para neutralizar la conexión Ennis-Khalifa Diop (24-26, min. 16). El Buducnost recuperaba el pulso, acribillando desde el exterior y en la pintura para tomar el mando del partido, en un instante de dudas y de decisiones arbitrales cuestionadas (27-31).

Brussino, con cinco puntos seguidos, y Pustovyi, con cuatro, pusieron en órbita a los claretianos al descanso, tras un parcial de 9-2 (36-33).

Tras el paso por los vestuarios, el Gran Canaria no quería repetir el guion del primer cuarto, con Pustovyi intentando imponer su ley en ambas pinturas y Ennis dando un paso adelante en ataque (40-35). Albicy no terminaba de entonarse y eso evitaba que los amarillos prolongaran su dinámica positiva.

El talento de la batería exterior del Buducnost carburaba, pero el director de juego francés respondía para resarcirse de la pérdida anterior que propició una falta en ataque de la torre ucraniana (45-37, min. 23). El Granca bajaba el ritmo y concedía segundas opciones a la escuadra montenegrina, que no perdonaba para ajustar el marcador en el recinto de Siete Palmas (45-42).

Lo amarillos vuelan

Shurna emergía en el mejor momento y, tras una gran defensa de Albicy, Ennis multiplicaba el valor del tiempo muerto de Fisac (50-42). El Gran Canaria apretó en defensa y Brussino certificaba otra buena acción colectiva para castigar desde el exterior y obligar a Dzikic a parar el arreón insular, tras un parcial de 8-0 (53-42).

El Granca apretó el acelerador en carácter, esfuerzo, intensidad, defensa y rebote para poner la directa en la búsqueda de la duodécima victoria en el grupo B. Albicy, Ennis, Brussino, Shurna y Khalifa Diop se mostraban sólidos en la recta final del tercer acto para reducir el potencial del Buducnost y exhibir sus señas de identidad que tanto funcionan en Europa.

Ennis y Shurna pretendían romper el envite por la vía rápida en un auténtico recital, tras un parcial que ya era de 17-3 en el cierre del tercer cuarto (62-45).

Restaban diez minutos para completar una nueva demostración de poderío. Shurna impartía magisterio y Javi López se sumaba a la fiesta para poner los 19 puntos de ventaja (70-51).

El Buducnost no bajaba los brazos, pero l os amarillos no perdonaban pasado el ecuador del último periodo (73-55). DJ Seeley -17 puntos- proseguía facturando, pero Brussino, Mutaf y Balcerowski sellaron la duodécima victoria continental (84-64).

A falta de dos fechas para la conclusión de la fase regular, el Granca se asegura la segunda plaza como mínimo, pero el líder no se conforma. De momento, la siguiente parada es el Lenovo Tenerife este sábado, a partir de las 19.45 horas, en el Gran Canaria Arena. Otra cita de altura.

Ficha técnica:

84. CB Gran Canaria (16+20+26+22): Albicy (7), Salvó (5), Shurna (11), Ennis (14) y Pustovyi (8) -quinteto titular-; I. Diop (-), K. Diop (3), López (5), Brussino (13), Balcerowski (15), Mutaf (3).

Entrenador: Porfirio Fisac.

64. Buducnost Voli Podgorica (15+18+12+19): Z. Nikolic (5), Kuridza (5), Atic (3), Cobbs (12), Perry (8) –quinteto titular-; D. Nikolic (2), Seely (19), Popovic (2), Reed (8).

Entrenador: Aleksandar Dzikic.

Árbitros: Matej Boltauzer (Eslovenia), Eduard Udyanskyy (Reino Unido) y Denis Hadzic (Croacia). Eliminaron por personales al visitante Willie Reed.

Incidencias: Encuentro correspondiente a la décimo sexta jornada del Grupo B de la fase regular de la Eurocopa de clubes -Eurocup- disputado en el Gran Canaria Arena ante 1.843 espectadores.