LeBron James, durante el segundo partido entre Lakers y Trail Blazers. / Reuters

Playoffs I Primera ronda

Lakers y Bucks se rehacen y empatan sus series ante Trail Blazers y Magic

Damian Lillard, el mejor jugador de este final de temporada de la NBA en Disney World (Orlando), se dislocó el dedo índice izquierdo al intentar robar un balón

COLPISA / AFP

Los Milwaukee Bucks y Los Angeles Lakers, los mejores equipos de la fase regular de la NBA, lograron la igualada en sus series de primera ronda de playoffs ante los Orlando Magic y los Portland Trail Blazers, cuya estrella, Damian Lillard, dio el susto al dislocarse un dedo.

Lillard, el mejor jugador de este final de temporada de la NBA en Disney World (Orlando), se dislocó el dedo índice izquierdo al intentar robar la pelota a Anthony Davis en el tercer cuarto del partido, que terminó con marcador de 111-88 para los Lakers.

El base, que llevaba 18 puntos en 30 minutos, se retiró de la pista con grandes gestos de dolor y enfado, arrojando al suelo una toalla y desatando el temor entre sus entrenadores y compañeros. «Estaba muy frustrado, era un muy mal momento» para lesionarme, dijo después Lillard.

Las pruebas de rayos X a las que se sometió fueron negativas y el jugador se mostró optimista respecto a su participación, que es vital para su equipo, en el tercer partido de la serie el sábado. «Voy a jugar», afirmó el base. «Simplemente es doloroso, un poco hinchado e incómodo».

Su entrenador, Terry Stotts, fue más precavido al afirmar que «es demasiado pronto para decir cuál es su estatus para el próximo juego». Con 36,6 puntos de media por partido y varias actuaciones heroicas, Lillard condujo a Portland a clasificar a los playoffs en los últimos partidos de la fase regular y a derrotar a los Lakers, primer clasificado de la Conferencia Oeste, el martes en el arranque de la primera ronda de playoffs.

Con 31 puntos y 11 rebotes en solo 30 minutos, Anthony Davis lideró este jueves la reacción de los Lakers, mientras LeBron James tuvo una floja actuación en ataque con apenas 10 puntos (4/11 en tiros de campo), 6 rebotes y 7 asistencias.

Portland, que se ha estado jugando la vida en cada uno de los 11 partidos que ha disputado en Disney World desde el 31 de julio, mostró signos de agotamiento después de cuatro dramáticas victorias consecutivas. «No creo que estemos demasiado fatigados», replicó Lillard. «Jugar cada dos días es duro pero en cambio no tenemos que viajar».

Los Milwaukee Bucks, primer clasificado del Este, se recuperaron también de su derrota del martes ante los Orlando Magic, octavo, con un claro triunfo por 111 a 96. Liderados por un extramotivado Giannis Antetokounmpo, que sumó 28 puntos y 20 rebotes, los Bucks recuperaron la agresividad perdida en defensa y limitaron a los Magic a solo 13 puntos en el primer cuarto y apenas 43 al descanso.

El martes «no defendimos lo suficientemente fuerte, tenemos que mantener esta mentalidad partido a partido», subrayó Antetokounmpo, candidato a revalidar su premio de Jugador Más Valioso (MVP) de la NBA. Por Orlando, solamente el montenegrino Nikola Vucevic con 32 puntos y 10 rebotes pudo plantar cara al ímpetu del griego.

Rockets y Heat aumentan su ventaja

Sin echar de menos a Russell Westbrook, baja de nuevo este jueves por lesión, los Houston Rockets superaron por 111 a 98 a los Oklahoma City Thunder y se colocaron 2-0 en su serie. James Harden se quedó en 21 puntos y 9 asistencias con una floja estadística de 5 de 16 en tiros de campo (31,3%) pero su aportación fue clave en la recta final.

Pese a que tiene reputados defensores como el veterano Chris Paul (14 puntos), Oklahoma no tuvo respuesta frente a las rachas de los actores secundarios de Houston, como Danuel House (19 puntos y 3 triples) y Jeff Green (15 y 3).

La victoria se le escapó a Oklahoma City en el arranque del último cuarto cuando encajó un parcial de 15-0 sin Harden. Al ingresar a la pista, la 'Barba' sentenció con 11 puntos en los minutos finales.

Por su parte, los Miami Heat derrotaron a los Indiana Pacers por 109-100 y se colocaron 2-0 en la serie impulsados por Duncan Robinson. El escolta sumó 24 puntos lanzando solo de larga distancia, con 7 triples de 8 intentos, y un inmaculado 3/3 en tiros libres.

El base esloveno Goran Dragic anotó 20 puntos y la estrella de los Heat, Jimmy Butler, terminó con 18 unidades, 7 rebotes y 6 asistencias. Después de que se retirara del primer partido por un golpe en el ojo izquierdo, los Pacers pudieron contar con su figura Victor Oladipo, que fue el máximo anotador de su equipo con 22 puntos y 4 triples.