Borrar
Directo En directo | Illa: «En lo peor de la pandemia llegaron ofertas de muchos oportunistas y advenedizos»
Elina Garanca, este jueves, durante la presentación del concierto de esta noche en el Alfredo Kraus. EFE

Elina Garanca: «Cuando estudiaba de joven nunca pensé que cantaría Wagner, es un reto enorme»

La mezzosoprano letona se estrena este viernes en el Festival de Música de Canarias con los wagnerianos 'Wesendock Lieder', junto a la OFGC

Victoriano Suárez Álamo

Las Palmas de Gran Canaria

Viernes, 27 de enero 2023, 07:53

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

Para cantar Wagner hay que tener unas condiciones vocales muy específicas. La mezzosoprano letona Elina Garanca, considerada una de las mejores (si no la mejor) de la actualidad desde hace unos años, es consciente de ello, hasta el punto de reconocer que de estudiante ni se le pasaba por la cabeza poder llevarlo a cabo sobre un escenario.

«Nunca en mis años de estudiante pensé que iba a cantar Wagner. Es un bonus, un reto enorme hacerlo. No es una obra que se cante frecuentemente. Para mí supone un concierto muy grande. La música wagneriana se caracteriza por la amplitud de las orquestas y su sonoridad. Hay que dar mucho a la voz para que 'pase', para que se escuche. Los 'pianos' y 'pianissimos' son en algunos casos algunos agudos y se dan situaciones algo incómodas que necesitan un cierto color. Se requiere un control de la respiración tremenda. Necesitas muchos años de experiencia, de voz y de colaboraciones entre la orquesta y el director para hacer bien la música de Wagner», reconoce la cantante este jueves, durante la presentación del concierto de este viernes, donde se estrena en el Festival de Música de Canarias.

Su puesta de largo en esta 39ª edición se desarrolla a partir de las 20.00 horas, en el Auditorio Alfredo Kraus, junto a la Orquesta Filarmónica de Gran Canaria (OFGC), dirigida por su titular Karel Mark Chichon, marido de la artista báltica.

Este concierto, que se repite el sábado, a la misma hora, en el Auditorio de Tenerife Adán Martín, cuenta con un segundo estreno. Nunca se han interpretado en sus ediciones previas los 'Wesendock Lieder' que protagoniza Elina Garanca. Se trata de un ciclo de cinco canciones para cantante acompañada de piano -posteriormente las orquestó Félix Mötti- que Wagner compuso inspirado en unos poemas de la escritora Mathilde Wesendonck. «Es una obra muy importante, que he hecho un par de veces con el piano. Repetirlo con orquesta es algo muy especial. Wagner en esta obra se muestra en su plenitud. Para la voz es un reto, porque en esta música el cantante debe mostrar lo máximo, desde 'pianissimos' a 'fortes', con emociones diferentes. Las cinco canciones tienen cada una su mundo particular. Wagner habla mucho de la naturaleza y el sentimiento humano», explica la artista en la sede de la OFGC.

Elina Garanca, en la rueda de prensa de este jueves, con un cartel a su espalda de Karel Mark Chichon, director titular y artístico de la OFGC y su marido.
Elina Garanca, en la rueda de prensa de este jueves, con un cartel a su espalda de Karel Mark Chichon, director titular y artístico de la OFGC y su marido. efe

Reconoce que los 'Wesendock Lieder' varían bastante para quien los canta cuando se acometen junto a un pianista o en versión sinfónica. «El acompañamiento del pianista te da mucha libertad. Con la orquesta, que es muy grande, hay que coordinar muy bien, se tarda un poco más en llegar en algunos momentos. La música de Wagner es siempre ilustrada y con muchos colores, por lo que necesita estar acompañada por una orquesta, en mi opinión. Cuando se escuchan los 'Wesendock Lieder' así se entienden las obras que inspiró, como 'Tristán e Isolda' o 'Parsifal'. Se reconocen los mismos motivos, los colores e intervalos», subraya en castellano la cantante, que reconoce estar muy contenta de volver a cantar con la OFGC y de estrenarse en el Festival de Música de Canarias con una pieza tan poco habitual.

Elogios de Perdigón

Jorge Perdigón, director del Festival de Música de Canarias, define a Garanca como «una de las artistas más importantes del siglo XXI, que protagoniza actuaciones muy especiales» y que se presenta en el festival con una obra que ha grabado recientemente para el sello Deutsche Grammophom, junto a la Orquesta Filarmónica de Viena, dirigida por Christian Thielemann.

Este concierto cuenta en su primera parte con la obertura de la ópera 'Rienzi', también de Wagner, y deja para la segunda la 'Sinfonía nº1', de Gustav Mahler. «Es uno de los conciertos más hermosos de las últimas ediciones del Festival», subraya Perdigón.

Karel Mark Chichon, este juevs en la sede de la OFGC durante el concierto.
Imagen - Karel Mark Chichon, este juevs en la sede de la OFGC durante el concierto.

Karel Mark Chichon comparte esta afirmación y destaca que elaborar este repertorio fue extremadamente sencillo. «Comunicándose y gestionándose, la gente se entiende. Nunca he tenido problemas con el señor Perdigón ni él conmigo ni con la orquesta, porque nos comprendemos. Tratamos de satisfacer a las dos partes hasta cierto punto, con lo que yo creo que la orquesta debe interpretar y él con lo que necesita el festival. Una vez que tenemos un solista de esta talla buscamos un programa que funcione para todos. No fue difícil, fue una llamada de tres minutos», dice.

Para Chichon, una orquesta que toque Wagner y Mahler debe tener «disciplina y mucha flexibilidad», virtudes, asegura, con las que cuenta la formación grancanaria cuya dirección artística también ostenta el británico.

Karel Mark Chichon, Elina Garanca y Jorge Perdigón, este jueves. efe

«Si el solista no está a la altura, la orquesta se aburre y se frena»

Karel Mark Chichon destaca que los músicos de la OFGC se motivan especialmente cuando tocan con solistas, vocales o instrumentales, del prestigio de Elina Garanca.

Pero a veces, las expectativas, reconoce, no se cumplen. «Como director de orquesta me siento muy cómodo con ella y seguro. No entro en un concierto con dudas. Mi perspectiva a veces es muy distinta a la que tiene la orquesta. Se nota también cuando hay una gran expectativa con el solista que viene y éste no da la talla. La orquesta se para y se aburre. Lo noto. No hay nada más difícil para un director de orquesta que tratar de tirar del carro cuando están todos aburridos. No ocurre a menudo, porque traemos a solistas que son los mejores del mundo».

Elina Garanca regresa a la isla tras ascender una de las cotas más altas de su carrera. Estrenarse en el rol de Amneris, de la ópera 'Aida', de Verdi, en Viena. «Psicológicamente estoy exhausta. Se cumplen hoy 20 años de mi debut en Viena. Estrenar Amneris allí fue muy especial. Lamentablemente, por la covid, no pudo ser en Gran Canaria. A veces hay que esperar un poquito más, como con el vino, y dos años después tiene más sabor. Las funciones fueron muy especiales, también porque nunca había cantado con Jonas Kaufmann y Anna Netrebko. De joven decía que Amneris era el punto de llegada. He llegado y todo lo que viene ahora es un bonus», dice a la vez que reconoce que necesita más representaciones con ese rol «para conocer todos sus aspectos», como ya le sucede con Carmen.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios