El artista Neil Young. / Afp

La música de Neil Young ya no está en Spotify

Las canciones del compositor canadiense, que exigió no compartir streaming con un divulgador antivacunas con 11 millones de oyentes, son borradas de la plataforma en dos días

Doménico Chiappe
DOMÉNICO CHIAPPE Madrid

El desenlace sucedió en cuestión de horas. El cantante y compositor canadiense Neil Young pidió a su discográfica que retirara su música de la Spotify, como forma de protesta contra la divulgación de información falsa sobre el coronavirus. Se refería al contenido de 'The Joe Rogan Experience', un podcast supuestamente divertido. En su orden, Young pedía la retirada de sus canciones porque la plataforma de 'streaming' podría ser «responsable potencial de las muertes que suceden por covid entre los que creen esa desinformación que difunde».

Dos días después, anoche hora española, la empresa de contenido digital inició un «proceso» para eliminar los temas de este mítico exponente de la música folk y rock norteamericana. La plataforma argumentó que su deber es «equilibrar la seguridad de los oyentes con la libertad para los creadores». En una respuesta a este periódico la empresa aseguró que Young no había sido «expulsado», debido a que había sido él quien solicitó que sus temas fueran retirados, y agregó que sí han actuado contra las ‘fake news’ relacionadas con la covid, y han eliminado más de 20.000 capítulos de distintos podcast, desde que comenzó la pandemia. «Queremos que toda la música y los contenidos de audio del mundo estén a disposición de los usuarios de Spotify. Esto conlleva una gran responsabilidad», dijo la empresa.

A pesar de empezar a borrarle del registro y los listados musicales, sin considerar siquiera la eliminación o matización del programa de Joe Rogan, se deja la puerta abierta al regreso de Young. «Esperamos darle la bienvenida pronto». El creador de obras como ‘Harvey Moon’ tenía unos 6,6 millones de oyentes mensuales, entre todo su catálogo.

Pero la furia de Young, que exigió que Spotify podía tener a Rogan o a Young, no a los dos juntos, era el reflejo de la indignación de los médicos que ya habían pedido que se retirara el contenido «falso y socialmente nocivo» del 'frontman', que había sido comentarista de combates de la UFC (peleas de artes marciales mixtas), y cómico desde finales de los ochenta. En una carta pública, 270 expertos criticaban que Spotify sirviera para divulgar un podcast que atacaba la investigación y la evidencia científica. Con 11 millones de oyentes por episodio, Rogan duda de la necesidad de la vacunación y «crea dudas sobre la credibilidad de los datos de la pandemia», según los científicos que publicaron su misiva el lunes, y que alentó la reacción de Young.

Contra lo que asegura Spotify en su comunicado, los científicos mantienen que «aunque tiene la responsabilidad de mitigar la responsabilidad de propagar información errónea, carece de una política de contenidos para evitar la desinformación», como la de Rogan, que sostiene que los jóvenes que hacen deportes no deben vacunarse, invita a médicos antivacunas y asegura haber usado fármacos contra los parásitos para tratarse él mismo la covid. La música de Neil Young ya no está en Spotify (aunque aún quedan rastros en los buscadores), pero sigue en otras plataformas como YouTube, SoundCloud o Apple Music.