Crítica

Chavela Vargas y su dolor insuperable

30/07/2017

«El relato carece del sentido poético de la artista pero, a cambio, brinda una visión humana e imperfecta de esta mujer a la que gustaba envolverse de magia y misterio».

Nadie canta como Chavela, decía Joaquín Sabina, y probablemente pocos han seducido con la misma intensidad que ella, han muerto dos veces como ella, han sufrido el abandono, la soledad y la incomprensión como ella, ni han ahogado sus penas en tequila con la misma fruición. Todo es extraordinario en Chavela (Costa Rica, 1919 - México, 2012).

Con ese material tan infrecuente y sensible han trabajado las estadounidenses Catherine Gund y Daresha Kyi en el documental Chavela que intenta reconstruir la vida de esta mujer de voz desgarradora, capaz de conmover a los corazones más pétreos.

La llorona sabía de su don y, cada vez que subía al escenario, se envolvía en un poncho tejido con sus dolores y tristezas íntimas para exorcizarlas en un ritual catártico.

El documental indaga en el origen de las penas que modularon su voz y su carácter a través de su propio testimonio, los de sus amigos y el de su última pareja.

La artista no lo tuvo fácil nunca. De hecho, el documental desgrana los pesares que tuvo que superar desde su infancia hasta convertirse en la mujer fuerte y seductora que compartió placeres con Frida Kahlo y Ava Gardner y gozó de todo el éxito que podía alcanzar una lesbiana en una sociedad tan machista como la mexicana.

«Tenía que ser más macha y más borracha que cualquiera de los chavos que había a su alrededor», dice una de sus amigas en este viaje hacia la intimidad de la cantante que nos desvela también las zonas oscuras de esta mujer de armas tomar, en su sentido más literal.

La película, aunque no explota todo el dramatismo que encierran sus canciones, nos ofrece, con cierta distancia, las claves para percibir el sufrimiento que la empujaba a cantar y a beber de esa manera.

El relato carece del sentido poético de la artista -un territorio que ya exploró el emocionante documental El ruiseñor y la noche- pero, a cambio, brinda una visión más humana e imperfecta de esta mujer a la que le gustaba envolverse de magia y misterio. Igualmente, el resultado es conmovedor porque, tratándose de Chavela, es imposible que no lo sea.

Más información:

Estados Unidos, México y España, 2017, 90 minutos

Dirección: Catherine Gund, Daresha Kyi

Música: Gil Talmi

Fotografía: Natalia Cuevas, Catherine Gund, Paula Gutiérrez Orio.

Reparto: Chavela Vargas, Pedro Almodóvar, Elena Benarroch, Miguel Bosé, Jose Alfredo Jimenez Jr., Alicia Elena Pérez, Liliana Felipe, Martirio, Patria Jiménez, Laura García-Lorca, Mariana Gyalui, Eugenia León, Tania Libertad.