rapero alicantino Arkano se verá las caras con el grancanario Yeray Rodríguez. / C7

Arkano: «Nunca sabes dónde encuentras la inspiración para conectar ideas»

El popular 'freestyle' rapero alicantino se reta con Yeray Rodríguez en un duelo nunca visto antes en el Teresa de Bolívar de Teror

F.Z. Las Palmas de Gran Canaria

El rapero alicantino Arkano afila sus cuchillos de cocina. En breve se inicia una edición más del programa televisivo 'Masterchef Celebrity' en el que Guillermo Rodríguez Godínez participará demostrando sus artes culinarias. En donde tendrá que entregarse al verso libre que practica será en el duelo al que ha retado al grancanario Yeray Rodríguez en el marco de la 29ª edición del Encuentro Teresa de Bolívar, que tendrá lugar este sábado en Teror. Ya se han agotado desde hace varios días las entradas para disfrutar de este apasionante y singular combate verbal entre el representante del 'freestyle' rap y el más considerado de los actuales verseadores del punto cubano de Canarias.

El rapero, nacido en 1994, que ha colaborado con artistas como Alejandro Sanz, Melendi, Rosana, Love of Lesbian o Café Quijano, adelanta que se enganchó al rap por culpa de su hermana, siete años mayor que él. «Por ella conocí a El Chojín, a NAS... y me encantaron. Con siete años empecé a imitar a esos ídolos. Siempre en español, porque para mí es vital entender lo que me dicen en una canción», explica.

LAS FRASES

  • Su fórmula «Mi cerebro piensa en un millón de cosas con las combinaciones locas que me propone el público»

  • Desarrollo «No canto canto canciones, sino que improviso rimas basándome en los estímulos creativos»

  • Adolescencia «Con 13 o 14 años yo era un chaval muy tímido y carente de habilidades sociales. Ni preguntaba en público»

  • Ubicado «Cuando me subo a rapear me siento en un espacio confortable»

El artista, precoz campeón nacional de la competición de hip-hop Red Bull Batalla de los Gallos con sólo 15 años y actual campeón mundial de habla hispana, señala que «mi cerebro piensa en un millón de cosas con las combinaciones locas que me proponen a partir de palabras que me sugiere el público. No canto canciones, sino que improviso rimas basándome en los estímulos creativos que me proporciona la gente. Nunca sabes dónde encuentras la inspiración para conectar ideas. Porque eso es lo que yo hago: conectar ideas continuamente y generar las rimas», dice el artista que muchos de sus alegatos son lúcidas retahílas a favor de la pluralidad y el respeto con las que denuncia la homofobia o el machismo.

Arkano ha publicado 'Castillos en el espacio' y 'Asalto al vacío', en el que narra la importancia que tuvo para él el descubrimiento del 'freestyle', como se denomina su estilo basado en la improvisación. «Con 13 o 14 años yo era un chaval muy tímido y carente de habilidades sociales. No me atrevía ni a hacer una pregunta en público. El 'freestyle' me sirvió para extrapolar la improvisación a todos los niveles de mi vida», confiesa.

Aquel niño que veía una amenaza en cada esquina comenzó a amar las esquinas, a amar las amenazas y, lo más importante de todo, a amarse a sí mismo. En ese libro recuerda sus principales batallas con los grandes 'freestylers' y los saltos al vacío que ha ido superando en estos años. «Cuando me subo a rapear me siento en un espacio confortable donde tengo derecho a expresarme y a ser escuchado», dice.

«Con cada salto he aprendido algo: a escapar de la rutina, a expresarme sin miedo, a alcanzar la felicidad haciendo aquello que me apasiona, a aceptar que siempre habrá quienes te intenten vapulear desde el anonimato y a no dejarme influir por mi cobardía. Y a luchar, desde los versos, por la libertad de cada persona para desarrollarse sin complejos y sin ataduras convencionales ni sociales», añade. En 2019 su tema 'Otro intento más' se convirtió en el primer rap en ser la sintonía oficial de la Vuelta a España.

Su apodo tiene una explicación: «Cuando nos pusimos internet por primera vez en casa, teníamos que crearnos una cuenta de correo electrónico y mi madre usó de sobrenombre 'Arkana'. Cuando tuve que elegir el mío, me puse 'Arkanito' por ella y, cuando empecé a rapear, el nombre artístico de Arkano me pareció perfecto», concluye el artista levantino.