Edificio de los juzgados de Arrecife. / canarias7

El juicio del caso Montecarlo no será aplazado como pidió el letrado de Lemaur

La Audiencia Provincial rechaza acceder a la petición del abogado, que pedía más tiempo para defender a su cliente tras ser designado de oficio

Carlos Sixto De Inza Serrano
CARLOS SIXTO DE INZA SERRANO Arrecife

El presidente de la Sección Primera de la Audiencia Provincial de Las Palmas, Miguel Ángel Parramón, ha firmado una providencia con fecha de ayer lunes 23 de enero por la cual rechaza la solicitud del abogado de uno de los imputados en la última pieza del caso Montecarlo que queda por enjuiciarse, en concreto Lorenzo Lemaur (exedil de Arrecfe), por la cual pedía la suspensión del juicio previsto el próximo 30 de enero, alegando que no tenía tiempo para preparar la defensa de su cliente, dado que había sido recientemente designado de oficio.

Como se sabe, la Audiencia había optado por que se le asignara al acusado un letrado de oficio, al no haberlo hecho el propio Lemaur en el tiempo exigido, después de que a inicios de este mes, el abogado que debía defenderle desistiera por desavenencias severas con su representado, como avanzó CANARIAS7.

El pasado 19 de enero el letrado designado de oficio se dirigió a la Sala para pedir la suspensión del señalamiento, indicando que necesitaba tiempo para estudiarse el caso y defender con solvencia a su cliente.

Este juicio, conocido como caso Tunera, está pendiente de celebrarse hace meses, arrancando su inicio el próximo 30 de enero, en Gran Canaria, mientras que los días 1 y 7 de febrero serán en Arrecife y los días 8, 9, 10, 13, 14, 15, 16 y 17 de febrero, de nuevo en Gran Canaria

En el banquillo se sentarán, además de Lemaur, el antiguo interventor de Arrecife Carlos Sáenz Melero, con varias condenas de cárcel por obtener beneficios económicos a cuenta de las arcas públicas; varios antiguos cargos públicos, destacando José Montelongo, exalcalde, absuelto la pieza de Inelcon; varios profesionales del Consistorio, todos ellos absueltos igualmente en Inelcon; y el empresario Eduardo Ferrer, dueño de la empresa Tunera Producciones.