Camión cuba accediendo a las instalaciones donde desala agua Canal Gestión Lanzarote. / CARRASCO

20.000 vecinos se quedan sin agua al fallar Lanzarote IV

La alta turbidez en el pozo de captación de la planta desaladora ha obligado a Canal Gestión Lanzarote a bajar el ritmo de desalación de líquido

JOSÉ R. SÁNCHEZ Arrecife.

Nazaret, Las Cabreras, Teguise, Teseguite, Los Valles, Guatiza, Mala, Tabayesco, Arrieta, Punta Mujeres, Órzola, Ye, Guinate, Máguez y Haría; así como Tegoyo, Montaña Blanca, Conil, Güime, Masdache y La Asomada son las localidades que desde el domingo están sin suministros normalizado de agua, por una incidencia grave en la desaladora Lanzarote IV, según relación de Canal Gestión Lanzarote. Hay riesgo de que la normalidad en el abasto tarde días en prosperar, para perjuicio de casi 20.000 afectados.

De inicio quedan ajenos al corte los vecinos de los municipios de Arrecife, Yaiza, Tinajo y casi Tías al completo, así como los abonados de Costa Teguise, San Bartolomé y Playa Honda, si bien a expensas de ver cómo evoluciona la situación en base a las medidas correctoras tomadas. En el caso de que durante esta semana la turbiedad detectada en el pozo de captación continúe en alto grado, se tiene previsto proceder «a restablecer el suministro en algunas de esas localidades e interrumpirlo en otras, a fin de poder ir alternando las negativas consecuencias de esta incidencia».

La incidencia, que reviste una importante gravedad por cuanto afecta a la capacidad de producción, consiste en la presencia de un alto grado de turbidez en el pozo de captación de Lanzarote IV, «que incide directamente al correcto y óptimo funcionamiento de los sistemas de filtración de la desaladora», según fuentes de la empresa que gestiona el ciclo integral del agua.

Se está usando desde el mismo domingo un robot submarino especializado a fin de poder identificar el origen del problema. Para que el servicio pueda ser restablecido con total normalidad sería necesario parar toda la actividad de Lanzarote IV hasta que esta turbidez desapareciera por decantación. Sin embargo, la empresa ha desechado esta medida extrema, «dado que se pondría en riesgo el suministro de agua potable en una gran parte de la isla», por lo que «la única opción y medida posible en estos momentos es reducir la producción de Lanzarote IV sin llegar a pararla del todo y proceder a la interrupción del abastecimiento en determinadas zonas».

Por parte de Canal Gestión Lanzarote se confía que las medidas complementarias que se están adoptando, de las que tiene constancia el titular del servicio, el Consorcio del Agua de Lanzarote, puedan evitar el agravamiento de la situación. La empresa, en el comunicado al respecto dado a conocer a primera hora del lunes, no aclara el tiempo preciso que podrá durar la incidencia.

En el mismo documento se indica que los abonados tienen la obligación de contar con depósitos de abastecimiento particulares, tal y como se recoge en el Reglamento de Abastecimiento y Saneamiento de Lanzarote, como medida común para ayudar en situaciones de corte de suministro como la que se está dando,