q Los voluntarios, con el sacristán Juan Santana en medio, son los encargados de engalanar los tronos con flores.

La procesión magna regresa a San Juan

Semana Santa. Vuelve el tradicional desfile por el casco histórico tras dos años sin salir por la pandemia. Esta vez participan la mitad de pasos y el recorrido será más corto

Juan Pérez Benítez
JUAN PÉREZ BENÍTEZ Telde

La magna procesión de la Semana Santa regresa esta tarde al casco histórico de la ciudad después de dos años seguidos sin poder realizarse por culpa de la pandemia covid. Los costaleros ya están preparados para llevar una vez más los tronos con las imágenes de un alto valor artístico.

Este año serán solo cuatro pasos los que salgan y no ocho, como tradicionalmente se suele hacer. Además, el recorrido también será reducido. Se repetirá el mismo de la procesión del pasado Domingo de Ramos con Cristo en la Burrita. El camino comenzará bajando por la Plaza de San Juan, girará a la derecha hacia Conde de la Vega Grande, volverá a tornar en calle Duende, seguirá subiendo por Doramas hasta encontrarse con la vía Pérez Camacho, en la que cruzará hacia la calle León y Castillo, donde encarrilará su último tramo de regreso a la iglesia después de hora y cuarto.

Esta decisión se ha tomado, según Juan Santana, el sacristán de parroquia, para no reunir durante mucho tiempo a tanta gente y mantener aún el estado de vigilia frente al virus.

La jornada religiosa comenzará en horario de mañana con las confesiones de 11.00 a 13.00 horas -cabe recordar que este día nunca se celebra misa-, y será a partir de las 18.00 horas cuando se celebren los Santos Oficios. Una vez estos concluyan, dará comienzo la Procesión del Santo Entierro que con gran anhelo esperarán y seguirán los feligreses.

Los cuatro pasos que recorrerán el casco hoy ya aguardan engalanados en la parroquia. Por orden de salida estos serán; El Cristo Crucificado, que irá decorado con crisantemos morados; El Santo Sepulcro, adornado con rosas blancas y lirios; San Juan Evangelista, el patrón del municipio, que lucirá un nuevo fajín en su vestimenta y crisantemos amarillos y lirios rosados en la base de su trono; y por último, la Virgen de los Dolores, la última que se prepara siempre, que esta tarde estrenará rostrillo y fajín y será acompañada con anturios lilas y lirios blancos. Todas ellas son obras del imaginero grancanario, José Luján Pérez.

Se quedan bajo techo hasta el año que viene las imágenes de El Predicador, Jesús orando en el Huerto, cargando la Cruz y el Cristo de las Agonías .

Previo a la salida, Pino Socorro y Mari Cordero cantarán dos malagueñas en el balcón de las Casas Consistoriales. Además, escoltando a los cuatro tronos estará la siempre presente banda municipal de Telde.