Borrar
Gran Canaria

La Mancomunidad del Sureste amplía su desaladora con un módulo innovador

Se trata de un novedoso sistema experimental de ósmosis inversa, presentado este miércoles, que permitirá producir 5.000 metros cúbicos de agua desalada al día

CANARIAS7

Agüimes

Miércoles, 15 de mayo 2024, 17:20

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

La Mancomunidad del Sureste de Gran Canaria vuelve a colocarse como referente en la implantación de nuevas tecnologías de desalación, gestión del ciclo integral del agua, ahorro energético y medio ambiente. La Estación Desaladora de Agua de Mar (EDAM) de Pozo Izquierdo, que abastece a los tres municipios de la comarca –Ingenio, Agüimes y Santa Lucía– ha ampliado su capacidad de producción en 5.000 metros cúbicos (m3) diarios, desde los 33.000 hasta los 38.000 m3, lo que supone un incremento de más del 15% de su caudal. Y lo hará con un novedoso sistema de ósmosis inversa de alta eficiencia energética, presentado este miércoles, aún en fase experimental y de creación 100% canaria. El nuevo módulo de desalación, bautizado como Desalro 2.0, ha sido desarrollado por el Instituto Tecnológico de Canarias (ITC).

Se trata del primer prototipo de esta tecnología, que permitirá producir un ahorro cercano al 40% en el consumo energético. La optimización de la energía empleada en el proceso de desalación no se produce como resultado de una nueva invención, sino por el empleo de una combinación más eficiente de los componentes hidráulicos que ya existían en el mercado –bombas, tuberías y membranas–, conseguida tras más de 150 simulaciones realizadas en laboratorio.

Del gasto medio de 3,2 kilovatios-hora por m3 producido de una planta de ósmosis inversa convencional se podrá pasar a 1,85 kilovatios-hora por metro cúbico. Para la EDAM del Sureste esto significará 6.750 kilovatios menos de consumo diario, lo que se traduciría en 150.000 euros de ahorro anual, además de la consiguiente disminución del impacto medioambiental.

Este nuevo prototipo del ITC está llamado a generar impacto a nivel mundial, especialmente en las zonas del planeta con mayor escasez de agua. Su instalación en la desaladora de Pozo Izquierdo, con un coste cercano a los 5 millones de euros, supone su primera implementación a escala industrial. El proyecto, que ha contado con el apoyo de la Unión Europea, ha sido posible gracias a la colaboración entre la Mancomunidad del Sureste, el Cabildo de Gran Canaria y el Gobierno de Canarias.

Al acto de presentación del prototipo, celebrado este miércoles, acudieron el presidente del Gobierno de Canarias, Fernando Clavijo, el alcalde de Agüimes y presidente de la Mancomunidad del Sureste, Óscar Hernández, el alcalde de Santa Lucía de Tirajana, Francisco García, y los consejeros autonómicos de Aguas y Ciencia e Innovación, Manuel Miranda y Migdalia Machín, entre otras autoridades. También estuvieron presentes el director de I+D+i del ITC, Gonzalo Piernavieja y el jefe del departamento de Aguas de la misma entidad, Baltasar Peñate.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios