Juan José Laforet, en Vegueta. / cober

«Para mí, Vegueta es la raíz de todo»

El cronista oficial de la capital grancanaria da un repaso a sus espacios preferidos en su día a día

Rafael Falcón
RAFAEL FALCÓN

Si hay un rincón, un espacio, un barrio que va ligado a la vida de Juan José Laforet, cronista oficial de Las Palmas de Gran Canaria, es Vegueta. «Para mí, Vegueta es la raíz de todo. Mi infancia, mis propósitos, las visiones de mi vida, lo que me motiva, etc. Todo va vinculado a Vegueta y lo sigue siendo, ya que paso más tiempo aquí que en mi casa», destaca.

Profesor universitario y cronista oficial de Gran Canaria y de Las Palmas de Gran Canaria, desde el año 2007, a Laforet le apasiona la historia y recalca que «la historia es mi vida». Al margen de Vegueta, siente especial devoción por «La Isleta. Me encanta su ambiente, su gente, sus rincones. Soy socio del Real Club Victoria y me encanta ir al gimnasio para disfrutar de sus vistas mientras hago ejercicio».

El deporte va muy vinculado a Juan José Laforet, destacando que en Las Palmas de Gran Canaria «como mínimo, tres veces al mes, bajo y subo el barranco Guiniguada desde Santa Brígida hacia la capital. Otras veces cojo la Global y subo desde Las Palmas de Gran Canaria a Santa Brígida», matiza.

En un repaso por la ciudad para conocer mejor sus gustos y sus rincones favoritos, a Laforet le encanta disfrutar, a nivel gastronómico, «en La Churrería, en Tafira Baja, y en El Padrino, en Las Coloradas, son dos de mis preferidos». Sobre cómo ve en la actualidad a la capital grancanaria, el cronista oficial de la ciudad destaca que «Las Palmas de Gran Canaria es hija de su tiempo y se ha visto abocada a crecer desmesuradamente en un corto intervalo, tanto en el pasado como en el presente».

Pasear por Vegueta y Triana, y disfrutar de la naturaleza «en el Jardín Canario o por Bandama» son otras de sus opciones en su tiempo libre.

A lo largo del año son «incontables» los actos a los que asiste, «y es mejor así, porque si los contase no saldría de mi casa, jajaja». Aficionado de la ópera, Juan José Laforet define su espacio de ocio con la lectura y las carreras, principalmente de montaña aunque también en varias de asfalto. Lo podemos ver participando en la mayoría de carreras por montaña de la isla, y si no hay pruebas le encanta descubrir nuevos senderos y rincones «para conocer permanentemente la isla y cómo se encuentran nuestros rincones».

Su agenda está repleta «y la llevo mal porque se acumulan las cosas. Lo intento anotar todo en el ordenador y en el teléfono, pero conmigo siempre va la tradicional agenda de papel, aunque reconozco que siempre se me escapa algo».

Juan José Laforet da clases de Comunicación Social y Teoría de la Información, en la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria, y desde hace dos años y medio de Historia del ceremonial y Legislación de protocolo oficial, en la Universidad del Atlántico Medio.

Juan José Laforet es un libro abierto, una persona ligada a la historia y que se desvive por difundir un legado lleno de riquezas. Entre sus actos, sus carreras, su lectura y sus estudios, el cronista intenta disfrutar del día a día en una ciudad que le apasiona.

De traje o con las zapatillas puestas, Laforet es una persona cercana y afable, que disfruta del diálogo y de las bondades de Gran Canaria.