El nuevo diseño incorpora elementos de mobiliario urbano y jardinería. / Acfi

La capital grancanaria y el Náutico acuerdan la ampliación del paseo marítimo

El objetivo es que el actual aparcamiento de la sociedad deportiva pase a ser paseo para «el disfrute de la ciudadanía»

EFE Las Palmas de Gran Canaria

El Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria y el Real Club Náutico de Gran Canaria han firmado este lunes el protocolo de intenciones que permitirá iniciar los estudios necesarios para las obras de ampliación del paseo marítimo, que gana 3.500 metros cuadrados.

Como ha explicado en rueda de prensa el alcalde de la ciudad, Augusto Hidalgo, este es «un paso más para garantizar la posibilidad de eliminar ese nudo, ese estrangulamiento existente entre el Club Náutico y la Base Naval» al crear un nuevo espacio libre que continúe el paseo y que requiere de la intervención en 3.500 metros cuadrados propiedad de la sociedad deportiva.

El objetivo es que el actual aparcamiento del Real Club Náutico de Gran Canaria pase a ser paseo para « el disfrute de la ciudadanía» con aceras amplias, carril bici, zonas verdes y puntos de sombra, a cambio de construir para el Club Náutico de Gran Canaria un edificio de aparcamientos, con unos 1.000 metros cuadrados, que sea «moderno y de conexión cómoda» para los socios.

Con este protocolo de intenciones se da «un paso más» en un acuerdo donde «ambos ganamos», ha subrayado Hidalgo.

El Ayuntamiento podrá así «seguir en esa apuesta de abrir la ciudad al paseo, resolver el eje norte-sur de la avenida Marítima y de conexión con la hoy remozada Mesa y López hasta la plaza de España» que sea « un lugar de tránsito para los vecinos y para los que nos visitan«.

Para ello «teníamos que liberar más de 8.000 metros cuadrados de espacio, de los que 3.500 pertenecen al Club Náutico« y con este protocolo »podemos actuar y encargar los estudios necesarios en un terreno privado y evaluar costes«, ha señalado el alcalde.

Hidalgo ha recordado que el Club Náutico es « parte histórica de la ciudad« y hace »su aporte desde sus terrenos para que la ciudadanía mejore las condiciones de acceso« en un espacio que considera »será envidiable en el corto plazo«.

En relación a los plazos, el primer edil ha detallado que «la idea es empezar ya con los estudios técnicos y, en verano de 2023, ya estar licitando la obra«, una vez los resultados de estos estudios y el anteproyecto se hayan trasladado al club para su aprobación por parte de la junta.

El trabajo « ha sido fructífero«, ha dicho Hidalgo, que confía en que »el año que viene se dé un paso más para mejorar este club histórico y, en un año, máximo, poder hablar de la licitación de las obras«.

La presidenta del Real Club Náutico de Gran Canaria, Maica López, ha señalado que esta es una firma de intenciones entre el Ayuntamiento capitalino y el club para que ambas instituciones «den un paso en sostenibilidad, para recuperar la ciudad para todos y ofrecer una ciudad en la que a todos nos apetezca estar».

A su juicio, el Real Club Náutico y la ciudad « ganan en el acuerdo», aunque aún queda que el anteproyecto sea aprobado por la junta de socios, como determinan los estatutos, ha dicho.

«Buscaremos que sea un acuerdo tan beneficioso que se apruebe sin problema» y así, «en el futuro, ver esa ciudad de Las Palmas con amplias avenidas y nuestro edificio de parking».

Para López, el club «está ahora mismo tapado por una valla y aparcamientos en la fachada» y al quitarlos «lucirá más, como tiene que lucir».

Este acuerdo, ha apuntado, «no tiene términos económicos más allá del nuevo edificio de parking», porque «es lo único que dejamos de tener» con las obras.

En este protocolo de intenciones el Ayuntamiento se compromete a « construir el edificio de parking para los socios y el Club a ceder los terrenos para disfrute de todos los ciudadanos y crear un gran paseo».

Este acuerdo es parte de una obra que contempla también la fase de la Base Naval, con la que se completan esos 8.000 metros cuadrados necesarios.

El alcalde ha explicado que están «a la espera de saber dónde será la firma, si es a nivel Base Naval o Ministerio de Defensa» para que sea «lo antes posible».

Al igual que en el caso del Club Náutico, « firmar el acuerdo permite iniciar los estudios», en un proyecto que no traslada la Base Naval sino que supone un «retranqueo» del espacio y el «remozado del vallado, que sea más amable, más poroso y que aporte visual».

Dentro del acuerdo con la Base Naval se incluye « mejorar las instalaciones», ya que, como ha recordado Hidalgo, albergan un Museo Naval que es «prácticamente desconocido» para la ciudadanía.

También se mejorarán los accesos en base a los criterios y medidas de seguridad.

Con esta obra se «continuará y ampliará lo ya construido al norte, con un frente marítimo que ha ganado 20 metros lineales desde la Base Naval al Muelle Santa Catalina».