Representantes vecinales del barrio del Batán. / C7

El Batán reclama su inclusión en el plan de rehabilitación de viviendas

El barrio, que fue construido hace más de cuarenta años, lamenta que en todo este tiempo no se haya hecho ni una intervención en los bloques

Javier Darriba
JAVIER DARRIBA Las Palmas de Gran Canaria

Los vecinos del Batán quieren también empaparse de la lluvia de millones anunciada por el Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria. Para el barrio reclaman un montante de doce millones con los que poner fin al deterioro acumulado en los bloques, pues desde hace más de cuatro décadas no se ha realizado ninguna intervención.

El presidente de la asociación de vecinos, Ramón Montesinos, muestra el cansancio del barrio, que lleva años es espera. «El concejal de Urbanismo, Javier Doreste, nos dijo en septiembre de 2019 que al año siguiente comenzaría la rehabilitación», explica, «luego pasó la pandemia y en 2021 nos dice que de los 66 millones de euros que hay para la rehabilitación de viviendas en nueve barrios, al Batán nos correspondería doce millones».

El representante vecinal se queja de que, desde ese momento, ni les ha llegado el dinero ni se han podido entrevistar con el concejal. Montesinos teme que las obras se vayan a eternizar, como ocurrió con el nuevo parque biosaludable. «Lo solicitamos en la convocatoria de los presupuestos participativos de 2018 y lo acaban de colocar ahora», dice.

«Las casas necesitan que se pinte la fachada, que se cambie la carpintería metálica, que arreglen las cubiertas, que coloquen rampas para mejorar la accesibilidad de personas con movilidad reducida y, si se puede se instalen ascensores». El listado de peticiones que pasa la asociación de vecinos se completa con el arreglo de aceras, muros y de las zonas ajardinadas. Y una acción en profundidad en las calles porque «no se asfaltan, solo se parchea».

En El Batán hay un total de 72 portales distribuidos en más de treinta bloques. En ellos desarrollan su vida más de 3.500 personas.

Calle en El Batán. / C7

«No nos hemos olvidado del barrio del Batán»

En la lista de prioridades que el Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria ha diseñado para los planes de vivienda, el barrio del Batán está detrás de Jinámar. «No nos hemos olvidado del Batán pero hace falta el dinero y el proyecto», explicó el concejal de Urbanismo, Javier Doreste.

El edil indicó que tras la finalización de Tamaraceite y el impulso de Las Rehoyas, los siguientes pasos que dará el Consistorio capitalino en materia de vivienda serán terminar la Vega de San José, arrancar con el plan específico de La Paterna (estimado en diecinueve millones de euros) y la actuación en Jinámar. Luego, tras El Batán, vendrían también el grupo que está al final de Pedro Infinito, La Feria, Zárate, Nueva Isleta y Sanz-Orrio.