Borrar
Imagen de la fachada principal de la Ciudad de la Justicia de la capital grancanaria. Arcadio Suárez
Una banda se ayudó de estibadores para traer cocaína de Ecuador y Brasil al Puerto de La Luz

Una banda se ayudó de estibadores para traer cocaína de Ecuador y Brasil al Puerto de La Luz

Tribunales ·

Los 18 acusados reconocieron los hechos ante la Audiencia Provincial y fueron condenados a prisión y multas millonarias

Francisco José Fajardo

Las Palmas de Gran Canaria

Sábado, 24 de febrero 2024, 01:00

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

La Audiencia Provincial de Las Palmas condenó a una banda que se dedicaba a introducir cocaína en el Puerto de la Luz y de Las Palmas utilizando el método del 'gancho ciego', es decir, utilizando contenedores con mercancía legal para transportar la droga sin que los armadores lo supieran y que era luego descargada en complicidad criminal por operarios portuarios.

Los 18 acusados reconocieron los hechos ante la Sección Sexta y fueron condenados en firme de conformidad a penas que van desde los dos meses a los dos años de prisión y el pago de multas que rondan los 18 millones de euros. De este grupo, dos fueron condenados a dos años de cárcel y el pago de una multa de 2,4 millones de euros, otros dos asumieron una pena de dos años y multas de 732.577 euros, tres un año y nueve meses de prisión y 2,4 millones de multa y 30 días de encarcelamiento en caso de impago, seis el mismo tiempo entre rejas pero con multa de 732.577 euros, uno fue penado a año y nueve meses y 250 euros de multa, dos a un año y medio y 250 euros, uno a diez meses y multa y el último a tres meses de privación de la libertad.

El inicio de la operación se remonta a 2013. El primero de los investigados fue un colombiano que durante 2012 y 2013 fue el encargado de actuar de enlace en España entre varias organizaciones criminales sudamericanas de narcotráfico y sus receptores de la droga en España. Empezó trabajando con personas que hacían de correos humanos hasta que contactó con grupos criminales asentados en Gran Canaria que introducían coca utilizando la terminal de contenedores del Puerto de la Luz y de Las Palmas.

El 16 de julio de 2013, el colombiano se desplazó a Gran Canaria para reunirse con los cabecillas de un grupo que tenía infraestructura y contactos para sacar del Puerto de la Luz y de Las Palmas un cargamento introducido por el método del 'gancho ciego' procedente de Ecuador.

El mismo estaba liderado por un narco local que era el inversor y destinatario de la droga. Tenía una estructura que contaba con estibadores y personal del Puerto de La Luz para extraer la mercancía de los contenedores.

El colombiano viajó a Ecuador el 5 de agosto para preparar la operación y, días más tarde, también se desplazaron los cabecillas del grupo grancanario, los cuales desistieron en primera instancia de dicho plan.

Por este motivo, el colombiano regresó a España el 18 de agosto de 2013 para asegurar en persona que se sacaría el cargamento de cocaína sin ningún problema del Puerto de La Luz.

La cocaína fue remitida en un contenedor de marisco-camarones congelados desde Guayaquil (Ecuador) el 7 de septiembre de 2013 a bordo del buque Maersk Bintan, con llegada a Las Palmas de Gran Canaria el día 5 de octubre, previa escala en Algeciras. Fruto de la investigación policial, antes de ser embarcado para Las Palmas, el contenedor fue interceptado en Algeciras el 25 de septiembre de 2013. Los agentes rompieron los tres precintos que tenía el contenedor y accedieron a la carga. Al abrir la compuerta, aparecieron 43 paquetes de cocaína. Los investigadores sustituyeron la droga por harina mientras que la Udyco ideó un sistema para arrestar a los receptores en la capital grancanaria.

Finalmente, el barco llegó al Puerto de La Luz y de Las Palmas el 5 de octubre de 2013 y, a las 11.35 horas, los agentes detuvieron a dos estibadores en el momento en que forzaron con una cizalla el contenedor donde se había colocado la harina en lugar de la cocaína. Ese mismo día también fueron detenidos otro empleado de la Sociedad Anónima de Gestión de Estibadores Portuarios (Sagep) que daba cobertura a los anteriores. Para ello, dejaron que utilizara para desplazarse por el recinto portuario una furgoneta que usaba como operario de la terminal.

El colombiano fue detenido en los alrededores de la terminal mientras supervisaba la operación junto a otro colaborador más.

La sustancia resultó ser 42 kilos de cocaína con un valor en el mercado de 1.465.154 euros.

De forma paralela, los dos narcotraficantes que se apartaron de la propuesta del colombiano, organizaron por su cuenta un cargamento de coca que iba desde Brasil hasta Las Palmas de Gran Canaria. Fueron en agosto y septiembre de 2013 a Brasil para contactar con un cártel sudamericano y acordaron transportarla en un contenedor utilizando, de nuevo, el 'gancho ciego' en un buque de mercancías.

El cabecilla viajó a Brasil el 29 de agosto de 2013 para pagar el cargamento a los narcos, mientras dos de sus componentes fueron enviados a España llevar los precintos que debían sustituir los estibadores cuando abriesen el contenedor. También traía la información de cual era el barco que transportaba el contenedor y qué tipo de carga llevaba.

El narco sudamericano que viajó a nuestro país fue detenido el 5 de diciembre en Gran Canaria. Ante esta detención, los sudamericanos enviaron un segundo garante desde Madrid que se hospedó en Playa del Inglés entre el 8 y el 10 de diciembre de 2013.

Pero fue el mismo día 8 cuando fue localizado en el Puerto de la Luz el contenedor que transportaba la cocaína desde Brasil oculta en sacos de azúcar.

La cantidad aprehendida fue de 139 kilos de coca con un valor de 4.769.482 euros.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios