El Ayuntamiento rehabilita dos de los perros de Santa Ana

Los operarios han trabajado rehabilitación y de pintura para recuperar el color verde tradicional de los perros

CANARIAS7 Las Palmas de Gran Canaria

El Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria, a través de la Unidad Técnica de Parques y Jardines, ha rehabilitado dos de las esculturas de los emblemáticos perros de la plaza Santa Ana. Los canes, que habían sido retirados para la realización de los trabajos, ya han sido colocados en su ubicación original frente a la catedral de Santa Ana.

Esta actuación realizada por el área que dirige la concejala de Servicios Públicos, Inmaculada Medina, permite embellecer este icónico punto de la ciudad y conservar el estado de estas esculturas que forman parte del patrimonio histórico del municipio.

Los operarios han trabajado rehabilitación y de pintura para recuperar el color verde tradicional de los perros, deteriorados como consecuencia de actos vandálicos.

Una de las figuras, que presentaba una grieta en una pata, fue sometida a trabajos de limpieza y retirada del material de soldadura dañado para la realización de una nueva soldadura de mayor resistencia y mejor acabado.

Las labores de reparación del otro can que presentaba daños consistieron en la reproducción de la piedra de cantería del basamento, que se había partido en varios trozos como consecuencia de un impacto.

El origen de estos perros es incierto, ya que mientras que algunos lo sitúan en Inglaterra, otras fuentes apuntan a Francia. Su instalación en el punto en el que se encuentra data de aproximadamente 1895, bajo el mandato del alcalde Felipe Massieu Matos, según el Cronista Oficial de la ciudad, Juan José Laforet.