El alcalde de Las Palmas de Gran Canaria, Augusto Hidalgo (en el centro) junto al presidente del Cabildo de Gran Canaria, Antonio Morales (a su izquierda), y al consejero de Cooperación Institucional Carmelo Ramírez / c7

El Ayuntamiento mejora la seguridad de peatones y vehículos en La Minilla con la estabilización de las laderas de la calle Habana

El alcalde, Augusto Hidalgo, y el presidente del Cabildo, Antonio Morales, han realizado este martes un recorrido por las obras, cuya inversión asciende a 284.510,57 euros

CANARIAS7 Las Palmas de Gran Canaria

El Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria, a través de la Concejalía de Urbanismo, mejorará la seguridad de peatones y vehículos en el barrio de La Minilla a través de las obras de estabilización de las laderas de la calle Habana, una actuación que ya está en marcha y que ha supuesto una inversión de 284.510,57 euros.

El alcalde, Augusto Hidalgo, junto al presidente del Cabildo de Gran Canaria, Antonio Morales, y al consejero de Cooperación Institucional de la corporación insular, Carmelo Ramírez, han realizado este martes un recorrido por las obras que se están llevando a cabo en la vía que conecta La Minilla con Mesa y López y Guanarteme.

Hidalgo ha señalado que «se trata de una actuación que estaban requiriendo desde hace tiempo los vecinos de este entorno debido a la inestabilidad del terreno. Una intervención que va a garantizar la estabilidad y mejorar la seguridad en una zona donde se producían desprendimientos como consecuencia de las lluvias, llegando a afectar a algunos vehículos, además de invadir la acera».

c7

El alcalde ha explicado que «con esta intervención también se protege a viviendas que en algunos tramos se sitúan a escasos 6 metros de la ladera, así como a los viandantes que a diario hacen uso de las calles Habana y Botogá, que se han convertido en una importante zona de tránsito.

El alcalde ha explicado que la actuación se está llevando a cabo con una técnica nueva, empleando un robot específico que agiliza los trabajos haciendo que sean un 50% más rápidos.

Esta actuación se suma al plan de consolidación de muros y taludes situados en la vía pública que está llevando a cabo el Gobierno municipal en diferentes zonas de la ciudad con una inversión global de 1,7 millones de euros. En concreto, estas intervenciones están previstas en Cinco Continentes, San Nicolás, San José y San Roque.

«El Cabildo es hoy el gran inversor, con más de un 60%, de la obra pública que se realiza en Gran Canaria. En estos momentos, hay 800 obras repartidas por todo el territorio insular financiadas por la Corporación Insular, algunas de ellas, como esta, a través del Plan de Cooperación con los Ayuntamientos», ha detallado Antonio Morales.

«La inversión inicial para este proyecto era de 445.000 euros y se licitó por 285.000, por lo que el Ayuntamiento destinará el resto de los fondos a ejecutar otras obras en el municipio. En este mandato, el Cabildo de Gran Canaria destina al Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria, solo a través del Plan de Cooperación, 20 millones de euros, para que pueda realizar proyectos como este, que garantizan seguridad y calidad de vida para los barrios de la ciudad», ha añadido.

c7

Los trabajos de estabilización de la ladera de la calle Habana consisten en la instalación en varios taludes de hormigón y un sistema de anclajes para consolidar el terreno, evitando así las escorrentías y los desprendimientos que se producen en la zona.

El proyecto, que cuenta con un plazo de ejecución de tres meses, también comprende el coloreado final del hormigón que se proyectará en los taludes con el objetivo de lograr que la actuación se integre con el entorno.