Borrar
Directo El Parlamento, a favor de una tasa para acceder a espacios naturales protegidos
Vivienda donde fue hallado Domingo, al que no se veía desde octubre junto su foto. Arcadio Suárez
Gran Canaria

Hallan un cadáver entre kilos y kilos de basura en El Puertillo

Los vecinos del barrio de la costa de Arucas denuncian que desde hace meses salía hedor de la casa y que nadie hizo nada | El cuerpo fue encontrado en la tarde del jueves

Viernes, 22 de marzo 2024, 11:55

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

Los vecinos de El Puertillo, en Arucas, no se sorprendieron demasiado cuando en la tarde del jueves 21 de marzo se halló entre basura el cuerpo de un hombre. Estaba en avanzado estado de descomposición. Era Domingo M.F., de 82 años.

Desde hacía meses venían denunciando por diferentes vías que había desaparecido uno de los habitantes de la vivienda ubicada en la calle Puerto Rico 3. Y que de ésta salía muy mal olor.

Pero, dicen, nadie hizo nada hasta este jueves, cuando por fin, una vez obtenida autorización legal, se entró en la vivienda unifamiliar.

El panorama era desolador. Habitaciones atestadas de enseres y basura, incluso hasta el techo. Y bajo todo ello, el cadáver de uno de los dos moradores.

Imagen de la entrada de la casa.
Imagen de la entrada de la casa. Arcadio Suárez

Desde el Ayuntamiento de Arucas desmienten que no hiciesen nada al conocer desde hace tiempo la situación de la casa. Pero fuentes municipales apuntan que sin permiso de la familia para entrar y sin orden judicial, no se podía acceder a la vivienda.

En la asociación SOS Desaparecidos, Domingo M.F., de 82 años, figura como desaparecido desde el 3 de octubre de 2023. Hace 5 meses y 19 días.

Por contra, vecinos del lugar afirman que ya durante la última edición del festival musical Cangrejo Fest, que organiza el Ayuntamiento en octubre, el hedor era insoportable. «Y hubo quejas por ello».

Desde la familia aseguran que pidieron ayuda en varias ocasiones. En una de ellas, Policía Local y Policía Canaria se personaron en la vivienda. Pero no pasaron de la puerta. Otro día vinieron operarios del servicio municipal de limpieza, pero finalmente tampoco se hizo nada.

De octubre hasta ahora, nada se supo de Domingo, un hombre de 82 años, natural de La Coruña pero residente en El Puertillo de toda la vida.

Había sido profesor, dicen en el barrio, y hablaba varios idiomas.

Pero, tras morir su esposa Anita, comenzó a acumular y acumular basura. «Su cabecita se le fue», dice Estrella, vecina del difunto. «Se estartaló».

No ayudó tampoco que viviera con un cuñado que, apuntan todas las fuentes, padece una enfermedad mental. «Decía que Domingo se había ido a Galicia», recuerdan varios vecinos.

«Nunca tuve nada que decir de él, era una gran persona», dice Estrella. Pero «no se le veía desde hacía seis meses. Fue muy bueno, es una pena, le entró la enfermedad de Diógenes».

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios