Estaban “agotados, llenos de cloro y con heridas en sus espaldas”

Este martes se viralizó un vídeo en el que se veía a un grupo de soldados bañándose en las piscinas naturales de Las Salinas, en Agaete. Las imágenes corrieron como la pólvora y desataron numerosos comentarios en redes sociales, criticando ese gesto en tiempos de confinamiento. Y sí es cierto que estaban remojándose, pero era porque llevaban seis horas al sol desinfectando todos los rincones del pueblo: “Estaban “agotados, llenos de cloro y con heridas en sus espaldas”, dijeron testigos presenciales.

Francisco José Fajardo
FRANCISCO JOSÉ FAJARDO

Se trataba de un grupo de diez soldados pertenecientes a la Unidad de Seguridad de Canarias de la Fuerza de Protección de la Armada, un equipo que lleva 35 días de forma ininterrumpida descontaminando allá donde les han requerido. De ellos, cuatro se lavaron en piscinas de Las Salinas y fueron precisamente los que cargaban con las mangueras durante las labores de desinfección y estuvieron más expuestos al hipoclorito.

Este grupo de soldados que han sido corregidos por las autoridades militares, “aunque cometieron un error, fue totalmente sin mala intención, maldad ni se intentaron reír de nadie”, añaden estos testigos presenciales.

Ellos llevaban desde primera hora de la mañana desinfectando varias zonas del pueblo con un traje protector, una máscara de protección industrial a 28 grados de temperatura, empapados en cloro y sin descansar ni un minuto hasta las tres y media del mediodía, que fue cuando llegaron a la zona de la costa. Pero cuando terminaron con su trabajo, se fueron a comer unos bocadillos y antes, algunos se quitaron el traje especial de protección y se tiraron al agua para limpiarse el cloro porque estaban sufriendo unos picores intensos en su cuerpo e incluso algunos de ellos tenía “heridas en la espalda”, narran fuentes del Ayuntamiento de Agaete, que les trasladó todo su apoyo por medio de su alcaldesa, María del Carmen Rosario.

A pesar de la sanción que han recibido, y después de haber vivido horas muy complicadas, los militares de la Unidad de Seguridad de Canarias de la Fuerza de Protección de la Armada “volverán mañana al trabajo para darlo todo allá donde se les solicite”, indicaron.

Apoyo máximo de la alcaldesa.

Tras la publicación de estas imágenes, la propia alcaldesa del municipio de Agaete, María del Carmen Rosario, quiso pedir “perdón públicamente” por la difusión del vídeo “porque ha generado un daño terrible a estos soldados que se están jugando la vida a diario por cuidar de nuestra salud”, manifestó. “Un pequeño trozo de un vídeo no explica esta situación y tengo que reconocer que lloré como una niña chica cuando me comentaron de la manera que se había difundido la noticia porque no es justo”.

Estos militares, contó la alcaldesa, “estuvieron desde primera hora de la mañana trabajando en el municipio ya que les pedí personalmente por favor una serie de sitios y fueron sin dudarlo. Desde primera hora estuve con ellos y llegué hasta a pedirles que pararan, que no corrieran y descansaran porque iban cargados con maletas de más de 30 kilos de productos químicos para desinfectar cada uno de los rincones de nuestro municipio”, narró.

Pero esa labor se empañó con la difusión del vídeo: “Incluso me llamaron muchos vecinos para que les diera las gracias por el trabajo que estaban desarrollando y es durísimo lo que se ha dicho de ellos porque no es justo. Yo, al menos, no pude parar de llorar por el daño que les hicieron”, expresó visiblemente emocionada.

“Yo no sé si se bañaron o no, pero si comprobé el trabajo tan importante que hicieron a pleno sol y sin parar. Yo luego hablé con ellos, les pedí perdón y a esa persona que hizo el vídeo y lo difundió, le quiero preguntar que por qué lo hizo y que les pida disculpas públicamente. Ignora que algunos de ellos tenían la espalda quemada de la carga de todo el día y de los productos químicos y sangraban por la nariz y fueron a refrescarse”, detalló la alcaldesa. “Estamos sufriendo una dura pandemia y seguro que gracias a esta gente que viene a desinfectar, podemos respirar más tranquilos. Ese señor o señora que hizo la gracia de grabar un vídeo y difundirlo, estaba muy cómodo en su casa confinado, pero no se dio cuenta del daño que estaba haciendo a unos soldados que se están jugándose la vida todos los días por todos nosotros”.

“Por culpa de ese vídeo, todos los vecinos de Agaete hemos quedado muy mal ante la sociedad y por eso les pido a todos que aplaudan y reconozcan la labor que están llevado a cabo estos militares. Todo por alguien que estaba aburrido en su casa y que me hace pasar vergüenza. Si tenemos que ir todos los miembros del equipo de Gobierno de municipio, casa por casa, recogiendo firmas para apoyar a estos soldados, lo haremos son ningún género de dudas. Han hecho una labor encomiable y no podemos quedar como un pueblo desagradecido”, declaró la alcaldesa de Agaete, María del Carmen Rosario.

Reparto de alimentos.

Se da la circunstancia de que esta Unidad de Seguridad de Canarias de la Fuerza de Protección de la Armada está llevando a cabo en esta fechas una campaña de recogida y entrega de alimentos para sectores sociales necesitados durante esta pandemia.

Ya llevaron a cabo una acción similar en febrero -recogiendo cuatro toneladas de alimentos- y este sábado desarrollarán la segunda acción clasificando y repartiendo los productos. Comprarán productos de primera necesidad y además cuentan con las donaciones de múltiples asociaciones agrarias, empresas y demás aportaciones de empresas privadas y de particulares.

La Parroquia del Pino, la Obra Social, Cáritas o un centro para familias africanas serán las beneficiarias de esta acción tan destacable de la unidad de la Armada.