El Pino Bonito o de Cassandra, junto a la presa de Las Niñas, es uno de los ejemplares más longevos de la isla. / C7

El Cabildo saca a consulta la creación del Catálogo de Árboles Singulares

Medio Ambiente anima a particulares y entidades a presentar sugerencias de cara a la ordenanza que regulará la protección de este patrimonio natural

Jesús Quesada
JESÚS QUESADA Las Palmas de Gran Canaria

La Consejería de Medio Ambiente del Cabildo somete a consulta pública previa a la ciudadanía la ordenanza que regulará el Catálogo Insular de Árboles y Arboledas Singulares que ultima con el objetivo de conservar y proteger los ejemplares y formaciones más destacadas por su antigüedad, tamaño, forma, rareza o vínculo histórico, social, cultural o mágico-religioso.

La consulta abierta hasta este próximo jueves 12 de agosto busca recoger sugerencias de particulares y entidades interesadas con carácter previo a la elaboración de la ordenanza que creará el Catálogo dada la necesidad de reconocimiento social e institucional de este frágil patrimonio natural, coincidente además con el creciente interés de la sociedad en la conservación de biodiversidad en general y del arbolado en particular.

La iniciativa de Medio Ambiente intenta poner en valor el patrimonio arbóreo singular de la isla mediante su identificación e inventario, su reconocimiento y catalogación, así como su gestión activa. Lo hace después de que en los últimos años haya desaparecido por causas diversas más del 20% de los árboles singulares, caso del pino de Pilancones y varios dragos, como el de La Rocha en Telde y el de Las Meleguinas en Santa Brígida.

Esta cardonera de Veneguera también figura en el Catálogo Insular. / Agustín suárez

La propuesta del Cabildo invita a los ayuntamientos a configuren también sus propios catálogos y aprobar las correspondientes ordenanzas municipales para la declaración, protección y adecuada gestión de los árboles y arboledas singulares de interés local. Para ello viene trabajando en la realización y mantenimiento activo de un inventario insular que pudiera nutrir los catálogos municipales,.

Hasta ayer la participación en la consulta previa, abierta en la web www.participa.grancanaria.com se limitaba a una única sugerencia.

Algunos ejemplares

De momento el Catálogo Insular incluye 85 árboles y arboledas singulares. La mayoría son centenarios y se localizan en terrenos particulares. De hecho, 52 están en suelo privado y de ellos 21 pueden ser visitados y otros 20 son visibles.

Así, el Catálogo supone también un reconocimiento a los titulares de este legado natural, a quienes se propondrá acuerdos para su protección, gestión y conservación a través de la figura de Custodia del Territorio.

Este ficus de Socotra que crece en el Jardín Canario es otro de los ejemplares seleccionados. / Agustín Suárez

Los ejemplares más antiguos son el acebuche de Llano Parra (Guía) y la sabina de Tirma, con más de 400 años, seguidos por el pino Bonito o de Cassandra de la presa de Las Niñas, con 380 años. 300 se le estiman al castaño gordo de Las Lagunetas, el pino del barranco de El Mulato, el cedro de Osorio, el drago de Gáldar y las palmeras de Tenoya.

Esas dos palmeras son las más altas de su especie en Canarias y probablemente del mundo, con 36 metros, pero no los ejemplares más altos de la isla. Les ganan el eucalipto de Corvo, de 50 metros, el pino del barranco de El Mulato (45) y la araucaria de la finca de Los Traviesos (42).

Especies de los cinco continentes

Partiendo de una lista de más de 400 ejemplares y tras un trabajo de campo que identificó y localizó 273, el Catálogo Insular seleccionó finalmente 85 árboles y arboledas singulares, de los cuales 55 son de especies autóctonas y 30 foráneas y procedentes de los cinco continentes.

De las especies que conforman el catálogo, 14 son palmeras, 10 son dragos, 9 son pinos canarios y hay 7 almácigos, 5 acebuches y 5 ficus.

A ellos se suman 4 araucarias y 3 castaños y eucaliptos, además de otras muchas especies como cardones, sabinas, tabaibales, algarrobos, encinas, barbusanos, cedros, fayas, laureles, madroños, viñatigos, alcornoque, ceibas, cycas, flamboyanes, olivos, olmos, plátanos y robles.