Uno de los 18 ejemplares marcados. / C7

Guirres con GPS que indican dónde implantar los parques eólicos

Transición Ecológica promueve la protección de la subespecie endémica con una campaña de marcaje que realiza la estación biológica Doñana-CSIC, en colaboración con Gesplan

CANARIAS7 Puerto del Rosario.

La Consejería de Transición Ecológica, Lucha contra el Cambio Climático y Planificación Territorial del Gobierno de Canarias, a través de la Estación Biológica de Doñana-CSIC y con la colaboración del Cabildo de Fuerteventura y Gesplan, ha desarrollado una campaña de marcaje de ejemplares de guirre (Neophron percnopterus majorensis) con emisores GPS. Esta actividad está enmarcada en el proyecto europeo LIFE Egyptian Vulture, que se desarrolla desde el año 2017 en el Archipiélago e Italia y supuso el marcaje de 18 ejemplares cuyo información servirá de base para la elaboración de un mapa de riesgo de la implantación de instalaciones de energía eólica.

Estos 18 emisores adquiridos por la Dirección General de Lucha contra el Cambio Climático y Medio Ambiente han supuesto un coste de casi 40.000 euros. Desde su implantación, los nuevos emisores ya han generado un total de 151.382 registros de localización GPS con la información asociada (altura de vuelo, velocidad de movimiento, etc,), lo que da idea del volumen y precisión de la información que se genera, destaca José Antonio Valbuena, consejero regional de área.

En la actualidad, el número de ejemplares de esta especie amenazada marcados con emisores es de 66, casi el 18% de la población de guirres del 2020, que se distribuyen de la siguiente manera: 39 individuos marcados por el Gobierno de Canarias con el tipo de emisores señalados y 27 marcados por la Estación Biológica de Doñana-CSIC con emisores UvA-BiTS diseñados por la Universidad de Ámsterdam. Ambos tipos de dispositivos tienen un peso menor al 3% del peso del ave, funcionan con energía solar y disponen de múltiples sensores, que proporcionan coordenadas geográficas, altitud y velocidad de acuerdo a un intervalo de tiempo definido.

Estos emisores complementan el proceso de identificación y marcado tradicional con anillas metálicas y de color que la EBD-CSIC viene realizando desde el año 1999 y que ha permitido que más del 90% de los 376 individuos que forman la población actual estén identificados. La implantación de estos emisores en guirres adultos y subadultos permitirá el análisis pormenorizado del comportamiento de cada uno y el uso que hacen del territorio, así como la determinación de las estrategias de dispersión y reclutamiento poblacional.