La Casa de los Coroneles, en La Oliva, ya con las vallas en los torreones. / JAVIER MELIÁN / ACFI PRESS

La Casa de los Coroneles cierra por obras ante «el deterioro inevitable»

El Gobierno de Canarias arreglará una grieta estructural en el torreón este y tratará la carpintería y humedades de los muros

CANARIAS7 Puerto del Rosario

La Casa de los Coroneles se prepara para iniciar las obras de rehabilitación. Este edificio del siglo XVIII ubicado en La Oliva, dependiente del Gobierno de Canarias, permanecerá cerrado al público en los próximos meses con el fin de acometer los trabajos de mejora necesarios en un inmueble histórico como este, declarado Bien de Interés Cultural (BIC) hace más de cuatro décadas y que también funciona como centro cultural abierto a la ciudadanía. Un cierre temporal previsto para próximas semanas, pero que se adelanta debido a la detección de nuevas señales de deterioro inevitables por el paso del tiempo.

No obstante, la casona seguirá con su programa de actividades, que trasladará a otros espacios como la cercana asociación Raíz del Pueblo, colaboradora habitual, y de otros municipios de Fuerteventura. En este sentido, el teatro del citado colectivo cultural acoge mañana, miércoles, 9 de marzo, el taller de ilustración 'Este estereotipo no es mi tipo'; y el jueves 10 la proyección de la película 'Una especie de familia', dentro del ciclo de cine argentino organizado por la Filmoteca Canaria, de la que es sede, y el taller de mosaico. El 12 de marzo suena el concierto 'Aguayro', de Alba Aceytuno, que también se trasladará a la sede de Raíz del Pueblo.

El proyecto de rehabilitación de la Casa de los Coroneles -el segundo después de la primera restauración integral impulsada por el Ministerio de Cultura- propone la estabilización de las torres laterales del inmueble, tras detectarse una grieta estructural en el torreón este, debido a un asentamiento del terreno arcilloso, lo que aconseja una actuación lo más inmediata posible.

Grietas entre los torreones y las ventanas. / javier melián / acfi press

En esta intervención se contempla tratamiento de la excepcional carpintería de la edificación y de las humedades de sus muros, así como la consolidación y refuerzo de terrenos y fachadas, reparación de desperfectos, trabajos de reformas y sustitución de luminarias, entre otras acciones propias de este tipo de obra de restauración.

La Casa de los Coroneles, construcción de la segunda mitad del siglo XVII atribuida a Ginés de Cabrera Bethencourt, es una edificación majestuosa representativa del poder, que tomó como modelo la vivienda doméstica canaria de centros urbanos, propia de la Edad Moderna, y que ha llegado hasta nuestros días como una de las piezas arquitectónicas más relevantes del patrimonio artístico de Canarias.

Conocido también en el municipio de La Oliva como la Casa de la Marquesa, constituye, sin duda, es el edificio más representativo de la zona. Declarada Bien de Interés Cultural (BIC) desde 1979, su apariencia actual se debe a la intervención acaecida entre 2005 y 2006, en que fue inaugurada el 25 de noviembre de 2006 tal y como la conocemos ahora con la presencia del hoy rey emérito, Juan Carlos I, acompañada por la reina Sofía.

El Ejecutivo canario adquirió la casa del siglo XVII en 1994, cuando un majorero, Miguel Cabrera, era consejero regional de Cultura. En la primera restauración se invirtieron más de cuatro millones de euros procedentes del Ministerio de Cultura, quedando la casona lista para su uso actual como centro cultural.