Vuelco de un coche de carreras en el jable de Lajares, en el municipio de La Oliva. / C7

El calendario de rallyes se recuperará «en su totalidad» en 2022

El Cabildo gestiona los permisos del próximo años con antelación para conseguir el equilibrio entre la celebración de las pruebas y el respeto al medio ambiente

Catalina García
CATALINA GARCÍA Puerto del Rosario

El Cabildo espera que se pueda celebrar el calendario de rallyes «al completo» el próximo año 2022, con todas las pruebas que se venían desarrollando en la isla, más la recuperación del de Puerto del Rosario y el del municipio de Tuineje. Es la declaración de intenciones del grupo de gobierno CC-PP-AMF de cara a la próxima temporada de competiciones.

Para la recuperación de la totalidad del calendario de rallyes, el presidente Sergio Lloret considera esencial trabajar con la suficiente antelación en la preparación de «todo el procedimiento administrativo que conlleva conseguir todos los informes sectoriales y los permisos correspondientes para dar viabilidad a las pruebas de rally de cara a la celebración de estas pruebas. «Conseguir todos los permisos lleva tiempo y hacer una planificación desde principios de año nos va a permitir programar la práctica de este deporte que debemos mantener y tiene que ser respetuoso con la preservación del medio ambiente».

Lloret y Claudio Gutiérrez, consejero de Deportes, se reunieron con los concejales de Deportes de los seis ayuntamientos con el fin de preparar las pruebas que componen el calendario de rallyes del próximo año y gestionar las autorizaciones, los permisos y demás actuaciones que permitan desarrollar estas carreras sin problemas, además de recuperar los rallyes de Puerto del Rosario y de Tuineje. En la reunión también estuvo presente Miguel Ángel Guerra, de la escudería Maxosport, quien confía «en que la temprana reunión con el Cabildo y los diferentes ayuntamientos sirva para agilizar todos los trámites necesarios para la celebración de estas pruebas deportivas que tanta gente atraen, y así poder celebrarla con absoluta normalidad, sin las complicaciones que han surgido este año».

En frente del Cabildo, la escudería y la afición, se sitúan los ecologistas que critican la «doble moral» de Lloret y otros políticos que hablan de desarrollo sostenible y luego autorizan estas competiciones, como es el caso del pasado rally de La Oliva o el del barranco de la Torre, en el municipio de Antigua, que, «con apoyo de dinero público, cruza zonas de interés ambiental como son los volcanes de Bayuyo y otras áreas donde la avifauna «sale espantada, por la contaminación de emisiones de combustibles fósiles y decibelios», denuncian la plataforma Salvar El Cotillo, Montaña de Tindaya y Agonane, Ben Magec-Ecologistas en Acción.

Estos colectivos no rechazan en su totalidad estas pruebas sino que proponen acotar un circuito de automovilismo en un lugar que no dañe el entorno, «para que no sigan destrozando el paisaje y haciendo rodadas por todas partes» en espacios protegidos o de especial valor.