El vicepresidente segundo del Gobierno, Pablo Iglesias. / EFE

Iglesias reclama «elementos de control democrático» para la prensa

El vicepresidente alega que el papel de los medios de comunicación en la conformación de sociedades democráticas es «un tema tabú del que parece que está prohibido hablar».

Miguel Ángel Alfonso
MIGUEL ÁNGEL ALFONSO Madrid

El vicepresidente segundo del Gobierno, Pablo Iglesias, reclamó este miércoles durante la sesión de control al Gobierno un «mayor control democrático» a la Prensa. Y afirmó que, a diferencia del poder judicial, legislativo o ejecutivo, los medios de comunicación no cuentan con este tipo de mecanismos. Además, volvió a vertir sospechas sobre su función informativa acusándolos de estar al servicio de los intereses de los «millonarios» y los «fondos buitre».

Iglesias respondía así a la pregunta del diputado de Ciudadanos Guillermo Díaz, que reclamaba al líder de Unidas Podemos que abandonase su «afán por controlar a los medios», ya que «los políticos no tienen que validar lo que escriben los periodistas», añadió. Díaz se refirió también a los señalamientos de periodistas por parte de miembros de Unidas Podemos y defendió que el «control sobre los medios lo ejerce la ciudadanía escuchando leyendo o comprando medios. Hay medios que se han hundido porque no eran escuchados, ni leídos ni comprados. Hay medios que subsisten y tienen mucho éxito y que, por ejemplo, no publican la palabra Neurona hoy», continuó, en referencia a la imputación de Juan Carlos Monedero, uno de los fundadores de Podemos.

En su réplica, el vicepresidente alegó que el papel de los medios de comunicación en la conformación de sociedades democráticas es «un tema tabú del que parece que está prohibido hablar». «Creo que eso es el síntoma de una carencia de nuestra democracia que es necesario superar», manifestó.

Campañas contra periodistas

No es la primera vez que Iglesias pone en cuestión el papel de los profesionales de comunicación críticos con su labor. La formación ha impulsado su propio periódico digital en el que suele lanzar campañas contra diferentes periodistas. La web está dirigida por una exdirigente y miembro del equipo más cercano a Iglesias, Dina Bousselham.

El propio Díaz tildó este medio de «panfleto». Iglesias, por contra, se jactó de que con la publicidad que se le estaba dando iba a subir en número de suscriptores. El líder de Podemos sostiene que lo que «molesta» es que sea una web de «izquierdas» y que haya sido «fundada» por «una persona que estaba en Podemos».