La patronal contempla un descenso del turismo

21/01/2019

Los empresarios asumen una merma notable de turistas británicos en este trimestre siendo menos pronunciada la pérdida de viajeros de otras nacionalidades, incluidos los escandinavos

Este primer cuarto de 2019 no se prevé bueno por los empresarios turísticos lanzaroteños, a tenor del estudio dado a conocer por el Instituto Canario de Estadística (Istac). En especial, a causa de que hay coincidencia generalizada en que habrá reducción relativamente notable en cuanto a la presencia de turistas procedentes del principal mercado emisor, como es Gran Bretaña.

La caída de viajeros de Reino Unido, además, se verá acompañada en el arranque del año por la merma de entradas de visitantes de todas las demás nacionalidades, sin excepción, hasta el punto de que la patronal incluso teme que en este trimestre haya pérdida de turistas escandinavos, cuando habitualmente suele ser en el primer trimestre de cada año cuando la presencia de nórdicos suele experimentar ciertos niveles de crecimiento.

Cabe precisar, no obstante, y como aspecto esperanzador, que será muy tibia la rebaja de viajeros desde Alemania y que tampoco será muy apreciable el retroceso de turistas desde diversos mercados secundarios de la Unión Europea (UE), quedando en este conjunto viajeros de Irlanda, Francia, Italia, Suiza, Holanda o Austria, entre otros.

Algo más notable se teme que será la bajada de entradas en lo que al turismo nacional se refiere, aprecia el estudio del Istac.

De este modo, en conjunto, este primer trimestre de 2019 romperá con las tendencias al alza que los empresarios vaticinaron y vieron luego cumplidas para los arranques de 2016, 2017 y 2018. En estos tres años previos tuvo especial influencia las valoraciones alcistas a la hora de analizar al mercado británico.

A tenor de estas previsiones, los empresarios asumen que las ventas de las camas no serán tan notables como en fechas relativamente recientes. Sirva indicar al respecto que para este mes de enero se contempla una ocupación media global de las camas en oferta de poco más del 72%. Y serán incluso más modestos incluso los niveles de ocupación en los dos meses posteriores, se concreta en el estudio, toda vez que para febrero se espera tener un valor de menos del 69%; mientras que para marzo se ha marcado una previsión de poco más del 68%.