Borrar
Daylos Kevin Delgado en la fragua de su taller forjando el acero para la elaboración de un cuchillo canario. Cober
Dejar la docencia por la pasión de ser artesano cuchillero
Daylos Kevin Delgado

Dejar la docencia por la pasión de ser artesano cuchillero

Este vecino de Jinámar, a sus 33 años de edad, se ha convertido en un referente en el oficio y este domingo por el Día de Canarias recibirá un reconocimiento del Ayuntamiento de Telde por su contribución a la canariedad

Rafael Falcón

Jinámar (Telde)

Sábado, 25 de mayo 2024, 23:06

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

Nacido y criado en el casco de Jinámar, Daylos Kevin Delgado recuerda de niño cómo su abuelo llevaba siempre un cuchillo canario en la cintura. Ese simple detalle siempre le despertó curiosidad y, sobre todo, por qué le tenía tanto apego. Quizás eso fue una premonición de lo que sucedería en el futuro. Daylos Kevin es músico y durante muchos años se dedicó a la docencia. Ese era su medio de vida. Pero una vez descubrió cómo se hacían esos cuchillos canarios «y no quise dejar escapar esa oportunidad».

En sus ratos libres fue aprendiendo y mejorando su técnica, y acudió a ver trabajar a Manuel Gil, maestro cuchillero de Cueva Grande. «Poco a poco me iba enganchando más. Empecé en la azotea de mi casa haciendo mis cosillas. Seguía con mi labor de docente y cuando tenía algo ahorrado me iba a Barrial de Gáldar, a los herreros García, y compraba una o dos hojas para elaborar mis cuchillos», relata con pasión.

Eso fue a más. Su técnica se fue depurando cada día más. Iba adquiriendo más experiencia y su azotea se quedó pequeña y pasó a dos cuartos trasteros, hasta que ya se hacía inviable y el abuelo le propuso comprar el garaje y un patio interior. Ahora ahí tiene su taller, con todo lo indispensable para hacer unos cuchillos canarios de enorme calidad.

A sus 33 años de edad, este joven de Jinámar se está convirtiendo en un referente dentro de los artesanos cuchilleros y en 2019 dejó la docencia por convertirse en artesano.

«El cuchillo canario es exclusivo de Gran Canaria y en estos momentos goza de muy buena salud», recalca. Daylos Kevin Delgado no para de trabajar. Al año puede superar los 200 cuchillos confeccionados.

Su oficio de artesano cuchillero abarca un amplio abanico de profesiones. Él recalca que no es herrero, pero sí tiene nociones para la forja, e incluso en marroquinería con el trabajo que realiza con el cuero para hacer las vainas. Su creatividad es única y utiliza un acordonado a los cabos que son exclusivos del sello de Daylos Kevin Delgado.

El uso doméstico del cuchillo canario se extiende cada vez más y ahora ha entrado con fuerza la restauración, así como el habitual uso rural, para colección o para regalo exclusivo.

Hay piezas de Daylos de una enorme repercusión. Su trabajo ha llegado a Nueva York, ya que la empresa Forever Cheese le encargó 50 cuchillos para sus principales clientes, pero en Gran Canaria destaca el exclusivo bastón de mando del alcalde de Santa Lucía de Tirajana, una auténtica obra maestra del artesano de Jinámar. Solo hay cuatro artesanos cuchilleros en Gran Canaria, dados de alta como autónomos, dedicados cien por cien a un oficio lleno de detalles. Con la fragua encendida y confeccionando otro cuchillo, cortando un cuerno de cabra para el cabo, dejamos a un joven que vive 24 horas su profesión y que este domingo, a partir de las 20.00 horas en el Teatro Juan Ramón Jiménez, recibirá un reconocimiento por parte del Ayuntamiento de Telde por su contribución a la canariedad, en un homenaje a nueve vecinos más del municipio y a tres agrupaciones teldenses. «No sé si soy merecedor de este reconocimiento, pero lo agradezco de corazón. Si soy un estímulo para que los jóvenes apuesten por la artesanía me sentiré satisfecho», afirma.

Publicidad

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios