Borrar
Vea la portada de CANARIAS7 de este jueves 25 de abril
Así pueden robarte la cuenta de WhatsApp... y así puedes recuperarla

Así pueden robarte la cuenta de WhatsApp... y así puedes recuperarla

La verificación en dos pasos es el método más adecuado para prevenir disgustos

Domingo, 7 de febrero 2021

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

Con una base instalada de 2.000 millones de usuarios en todo el mundo, WhatsApp se ha convertido en una herramienta de comunicación indispensable. Pionera en el envío y la recepción instantánea de mensajes, la aplicación propiedad de Facebook ha derivado en cuantiosas alternativas (fundamentadas en una mejora sustancial de la seguridad y opciones de conversación adicionales).

La enorme popularidad de WhatsApp y sus infortunios en cuanto a privacidad motivan la actuación indiscriminada de los ladrones de cuentas. Unas veces ciberdelincuentes y otras alguien cercano a nuestro entorno, desconocedor de que 'la curiosidad mató al gato'. Existen así tres vías fundamentales por las que cualquiera puede apropiarse o acceder ilícitamente a nuestro perfil de WhatsApp:

El código de verificación, talón de Aquiles

La forma más sencilla de que terceros se hagan con nuestra cuenta de WhatsApp consiste, irónicamente, en que les proporcionemos su código de verificación. Se trata de la clave que recibimos por SMS al activar la aplicación en un móvil nuevo; indispensable para acceder al historial de conversaciones.

De primeras, puede pensar que nadie en su sano juicio facilitaría dicha combinación a un desconocido, pero se sorprendería. Los atacantes se aprovechan de los usuarios menos duchos a través de un mensaje de texto, donde suelen advertir de que nuestro perfil de WhatsApp se encuentra comprometido. Para remediarlo, argumentan, debemos remitirles el mentado código de verificación.

Una vez con la clave en su poder, el delincuente no tiene más que introducirla para dejarnos al margen e interactuar con nuestros contactos. Su propósito suele ser bombardearlos con 'spam' (mensajes de carácter promocional o fraudulento) y, al tiempo, repetir la estratagema con sus respectivos números de teléfono.

¿Qué podemos hacer para recuperar la cuenta? Amén de advertir a nuestros contactos de que nos la han robado (para evitar que caigan en la misma trampa o faciliten información de carácter personal), registraremos nuevamente nuestro número de teléfono en la aplicación. Introducimos entonces el código de verificación que habremos recibido por SMS, lo que expulsará al ladrón de marras. Si éste hubiese activado la verificación en dos pasos -la describimos más abajo-, no quedará otra que esperar una semana para volver a usar WhatsApp con normalidad (permanecerá inaccesible para todas las partes durante ese periodo).

Si te roban el teléfono móvil

Si tenemos la mala suerte de que nos roben el smartphone (o lo perdamos), la situación se complica. Una vez sorteado el sistema de bloqueo del terminal, el amante de lo ajeno tendrá acceso a toda nuestra información sensible, chats de WhatsApp inclusive.

Para recuperar el control de la situación, el primer paso será contactar con nuestro operador para que bloquee la tarjeta SIM y pedir un duplicado, de forma que podamos volver a activar WhatsApp (código de verificación mediante) en un móvil nuevo.

Entre tanto es imperativo que desactivemos la cuenta de WhatsApp (tenemos 30 días para volver a activarla o se eliminará automáticamente), evitando que cualquiera pueda leer nuestras conversaciones. Para ello, según leemos en la página de soporte de la aplicación, debemos enviar un correo electrónico a 'support@whatsapp.com' con la frase 'Teléfono robado/extraviado: Por favor, desactiva mi cuenta' y nuestro número de teléfono.

Espionaje vía WhatsApp Web

El cotilleo del WhatsApp ajeno es una práctica más común de lo que se piensa entre conocidos, fomentada mayormente por la irrupción de la versión para navegadores (WhatsApp Web). Por descuido, puede que nos dejemos dicha ventana abierta en el ordenador. También que un familiar capte el código QR que proporciona nuestra aplicación para acceder a placer desde su equipo.

Afortunadamente, las últimas versiones de WhatsApp arrojan una notificación cuando la versión web se encuentra activa, lo que nos permite ser conscientes de posibles intrusiones. También contamos con un historial de sesiones abiertas (en 'Ajustes' o 'Configuración' > 'WhatsApp Web/Escritorio'), donde podemos consultar aquellos dispositivos en los que WhatsApp Web se encuentra activo.

Comprobado el listado anterior y desde la misma pantalla, podemos denegar el acceso a cualquiera (o todas) las sesiones abiertas. Así de sencillo.

Más vale prevenir...

Aludíamos al comienzo a la verificación de dos pasos. Es un sistema de protección adicional implementado por numerosas aplicaciones. Como su propio nombre indica, supedita el registro de nuestra cuenta de usuario a la introducción de un segundo código (además del SMS de verificación).

Para activar la verificación de dos pasos en WhatsApp (un código de 6 dígitos que debemos recordar), accedemos a 'Configuración' o 'Ajustes' > 'Cuenta' y 'Verificación en dos pasos', pulsando a continuación en 'Activar' y siguiendo los pasos que aparecen en pantalla.

Si por algún motivo olvidamos la clave, tendremos que dejar pasar siete días para volver a usar WhatsApp con el único requisito de introducir el código de verificación SMS.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios