Un menor apuñala a compañero en el instituto por blasfemar

29/10/2019

Un menor de 17 años ha sufrido heridas superficiales tras ser apuñalado por otro chico, de la misma edad y que ya ha sido detenido, en un Instituto de Secundaria de la localidad alicantina de Torrevieja, que le atacó con un cuchillo jamonero en respuesta a unas supuestas blasfemias que, ayer lunes, profirió el primero contra su religión, según fuentes de la investigación.

El suceso tuvo lugar a primer ahora de la mañana en el IES Número 5 Torrevigía del municipio y en circunstancias que ahora investiga la Guardia Civil, que se ha hecho cargo del agresor, también de 17 años, tras ser arrestado por agentes de la Policía Local poco después del incidente.

Según las primeras gestiones realizadas por la Guardia Civil, la agresión estaría motivada al parecer por una discusión entre ambos que habría ocurrido en clase el día anterior, supuestamente cuando la víctima le dijo al agresor algo contra su religión.

Las mismas fuentes han precisado que la agresión se ha producido, por la espalda y sin mediar palabra, con un cuchillo jamonero.

Tanto el supuesto agresor y la víctima cursan un ciclo medio de Bachiller en Informática en el IES número 5 de Torrevieja.

La víctima, que se encuentra grave aunque fuera de peligro, presenta tres heridas de arma blanca en la espalda, el brazo y la cara.

Al menor detenido se le imputa un delito de homicidio en grado de tentativa, según fuentes de la investigación.

Para combatir la conmoción producida por esta agresión, varios psicólogos acudirán mañana al instituto de Torrevieja para "acompañar" y asistir emocionalmente a los estudiantes para que pueda restablecerse la normalidad lo antes posible.

El concejal de Educación torrevejense, Ricardo Recuero, ha explicado a Efe que tanto la conselleria de Educación como el ayuntamiento han activado el 'plan Previ' (Prevención de la Violencia y Promoción de la Convivencia), que incluye la asistencia de psicólogos.

También acudirán mañana al centro educativo otros profesionales acostumbrados al trato con adolescentes que están especializados en problemas de convivencia.

"Hay bastante tranquilidad en el centro aunque es cierto que el ambiente no está aún normalizado, por lo que mañana irán un equipo de psicólogos y profesionales del plan Previ para atender a los alumnos, padres y profesores que lo necesiten", según el concejal.

Tras asegurar que en estos casos se debe "velar al máximo por la intimidad de los menores y de la comunidad educativa del centro", fuentes de la Conselleria de Educación han indicado que están recabando toda la información sobre el suceso para elaborar medidas de actuación concretas desde el punto de vista de la orientación y la psicología dirigidas tanto al alumnado como al profesorado para recuperar la convivencia en el centro educativo.

Igualmente, ha pedido a los medios de comunicación que se respete la intimidad y se procure la tranquilidad en el centro para que los equipos de orientación psicológica puedan realizar su trabajo en óptimas condiciones.