Borrar
Última hora Piden especial precaución por un accidente en la entrada del Julio Luengo
José Castellano Bordón. C7
Un emprendedor modélico

Un emprendedor modélico

canarias7

Las Palmas de Gran Canaria.

Jueves, 22 de octubre 2020, 07:16

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

José Castellano Bordón forma parte de esa generación de emprendedores canarios que logró que las islas avanzaran económica y socialmente creando numerosos puestos de trabajo y gestando empresas arraigadas en la sociedad y con una vitola de distinción y credibilidad avalada siempre por quienes las regentaban. Así nace Caspe, fundada por José Castellano y su padre Pedro Castellano Castellano, una empresa de venta de materiales de construcción y sanitarios que durante mucho tiempo se convirtió en uno de las grandes referencias empresariales de las islas con delegaciones en Las Palmas de Gran Canaria, Telde, Santa Cruz de Tenerife, Fuerteventura y Lanzarote, y que contó con una plantilla superior al centenar de trabajadores.

José Castellano estuvo casado durante 25 años con la empresaria Irma Tacoronte, que regentó negocios de moda y decoración en la zona de Triana, y con ella tuvo tres hijos que no dudan en poner a su padre como espejo y como ejemplo en sus vidas: José Castellano, destacado economista que lleva años desarrollando su profesión en distintos países; Pedro Daniel Castellano, fotógrafo profesional que reside en Estados Unidos y que realiza numerosos reportajes publicitarios por todo el mundo y David Castellano, que es quien gestiona Grupocasta, la empresa familiar a la que José Castellano Bordón dedicó sus últimos años profesionales. Sus hijos eran, sin duda, su gran orgullo, de quienes más hablaba y de quienes más presumía, así como de sus nietos.

Pero si nos acercamos a la vida de José Castellano nos parecerá mentira la cantidad de proyectos empresariales y de cargos que ocupó durante décadas.

José Castellano Bordón

Hay que destacar, sobre todo, el papel que jugó en el Aeroclub Gran Canaria, una institución que presidió durante 20 años con una gestión modélica y una solidez financiera que le permitió poner en marcha numerosas iniciativas. Como aviador, José Castellano fue distinguido con la Cruz al Mérito Aeronáutico con distintivo Blanco. También ganó uno de los premios internacionales más prestigiosos del mundo, el Paul Tissander, por su aportación a la areonáutica, y fue designado presidente del honor del Aeroclub. Pero entre sus cargos también destaca la vicepresidencia del Real Aeroclub España (RACE) o el hecho de ser socio fundador del Rotary Club de Las Palmas. Igualmente tuvo una paticipación activa en instituciones como la Federación Empresarial Canaria, la Confederación Canaria de Empresarios, la Cámara de Comercio o la Asociación Cultural Amigos de Ansite. También fue miembro del Real Club de Golf de Las Palmas, del Real Club Náutico o de la Federación Provincial de Tiro Olímpico.

En los últimos años su vinculación empresarial, además del ya mencionado Grupocasta, se centró, desde sus Agüimes natal, en el desarrollo de iniciativas empresariales relacionadas con las energías alternativas, implicándose, además, en el impulso comercial del Polígono de Arinaga, en cuyas posibilidades empresariales como motor de la economía grancanaria creyó siempre a carta cabal.

José Castellano tuvo la suerte de tener siempre cerca a su familia, que lo cuidó y le dedicó el mismo tiempo que él entregó a sus proyectos empresariales para que sus hijos pudieran contar con una formación que les permitiera desarrollar su vida de la forma más independiente y emprendora posible.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios